Zaragoza.-El Museo de Calatayud presenta una muestra con los últimos materiales recuperados en el yacimiento de Bílbilis

CALATAYUD (ZARAGOZA), 21 (EUROPA PRESS)

Parte del material restaurado de la "domus del Ninfeo" y de dos viviendas del barrio de Las Termas, del yacimiento de Bílbilis, componen la exposición que hoy se ha presentado en el Museo de Calatayud, coincidiendo con el 40 aniversario del inicio de los trabajos arqueológicos desarrollados en esta ciudad romana por el equipo del catedrático Manuel Martín-Bueno.

El director general de Patrimonio, Jaime Vicente Redón, ha asistido a la inauguración de esta exposición acompañado por el profesor y director del Museo, Manuel Martín-Bueno, por la concejal de Cultura de Calatayud, Julia Olivas, y por parte de la corporación municipal.

La muestra está compuesta por los materiales recuperados durante cuatro años de trabajos de excavación en la Casa del Ninfeo, una vivienda correspondiente a una familia acomodada de Bílbilis que se construyó entorno al cambio de era, que se mantuvo en uso durante el primer siglo después de Cristo y que hoy en día permite tener una amplia y detallada visión de la decoración y los ajuares domésticos de la época.

Una de las piezas más destacadas de la exposición es el larario, una capilla excepcional en patrimonio arqueológico hispánico tanto por su tamaño como por conservar sus pinturas murales y que estaba incluida dentro de la vivienda.

También se ha destacado la reproducción de una inscripción epigráfica cuyo original se encuentra en el Museo de Burdeos y que se encontró en el enterramiento de un liberto bilbilitano que emigró a Europa, donde falleció. Piezas cerámicas, los restos del cadáver de un neonato y pinturas originales de las domus 2 y 3 del barrio de Las Termas de Bílbilis completan esta exposición, que se irá ampliando en las próximas semanas con numerosas piezas de bronce, en la fase final de restauración.

La concejal de Cultura del Ayuntamiento bilbilitano, Julia Olivas, ha destacado la capacidad del Museo de Calatayud para "seguir creciendo en cuanto a materiales y en cuanto a las actividades organizadas". De hecho, parte de las piezas que hoy se han presentado tras la restauración realizada por los alumnos de la Escuela Taller de Restauración de Aragón pasarán a formar parte de la colección permanente de este museo.

Una de las características más destacadas del yacimiento de Bílbilis es el modo en que se han conservado las pinturas murales originales y la cantidad que se puede extraer. El barrio de Las Termas o la Casa del Ninfeo son una prueba del valor de esta decoración, que lleva a plantear como objetivo convertir el Museo de Calatayud en un punto de referencia de la pintura romana conservada en los yacimientos de toda España.

El próximo mes de junio finalizará la última fase de trabajo de los alumnos de la Escuela Taller de Aragón para dar paso después a las campañas habituales de Bílbilis del verano, financiadas por el Ayuntamiento.

Cuarenta años después de comenzar los primeros trabajos arqueológicos, el objetivo más ambicioso es la consolidación del teatro de Bílbilis, que fue el segundo más grande de Aragón.

En 1969 el profesor Manuel Martín-Bueno inició las prospecciones y excavaciones en la ciudad de Bílbilis, cuna del epigramista romano Marco Valero Marcial. Desde entonces, miles de alumnos han aprendido arqueología en este yacimiento en el que se pueden visitar el foro, el teatro y algunas viviendas.

Además, se pueden contemplar las murallas y uno de los principales yacimientos arqueológicos de España que en Calatayud, dos mil años después, "continúa removiendo corazones y levantando pasiones", según las palabras del profesor Martín-Bueno.