Metro celebra hoy el Día de los Museos con una recreación de la inauguración del suburbano en la estación de Chamberí

MADRID, 17 (EUROPA PRESS)

Metro de Madrid celebrará hoy el Día de los Museos con una recreación de la inauguración del suburbano, allá por 1919, en la estación de Chamberí y en la Nave de Motores de Pacífico, ambas sedes del museo del suburbano madrileño.

Con el espectáculo 'Arte en vivo- 90 años del Metro', la música, la danza y el teatro servirán para remontar a los visitantes a aquellos primeros días en los que los madrileños estrenaban el suburbano y curioseaban expectantes sobre este nuevo medio de transporte, que sólo durante el primer año de vida llevó a más de 14 millones de personas.

Este dato es destacable porque por aquel entonces únicamente existía el trayecto de la primera línea, desde Sol hasta Cuatro Caminos, lo que suponía una distancia de tan sólo 3,48 kilómetros.

Un grupo de actores abrirá su función con el momento en el que el rey Alfonso XIII cortaba la cinta roja de la inauguración del suburbano. A raíz de esta escena se sucederán otras que se desarrollarán durante dos horas. Por la mañana el horario será de 12 a 14 horas y por las tarde de 16 a 20 horas.

Tanto en la Nave de Motores como en la estación de Chamberí, los actores interactuarán con los visitantes haciéndoles partícipes de las escenas cotidianas que se representarán. En Chamberí, tanto en el vestíbulo como en las escaleras de acceso al andén transitable, habrá personajes de época caracterizados, que se mezclarán con el público, haciendo que el visitante vuelva atrás en el tiempo.

En la Nave de Motores, desde el jardín de entrada a las instalaciones, se tratará de recrear diferentes momentos de los comienzos del funcionamiento de la subestación eléctrica, con un toque de imaginación con el que se intentará sorprender a los visitantes, a la vez que llevarles al pasado para que conozcan como testigos directos cómo fueron aquellos primeros años del suburbano y el papel que desempeñó.

HISTORIA DEL METRO DE MADRID

Carlos Mendoza, Miguel Otamendi y Antonio González Echarte diseñaron el proyecto de ferrocarril suburbano para la ciudad de Madrid. Al principio casi nadie creía en el proyecto al considerlo demasiado prematuro.

Otamendi y sus socios tuvieron dificultades para reunir el dinero necesario, a pesar de que el Banco de Vizcaya decidió aportar 4 millones para el proyecto. Tuvo que ser el propio Rey quien concediese un millón demostrando así su confianza y otorgando credibilidad a la empresa.

De este modo se creó la sociedad el 24 de enero de 1917, con un capital de 10 millones de pesetas y bajo el nombre de Compañía Metropolitano Alfonso XIII. Antonio Palacios fue el arquitecto encargado de llevar a cabo el proyecto y de diseñar las estaciones y accesos. Los trabajos comenzaron el 17 de julio del mismo año ya que debido a la I Guerra Mundial, que estremecía Europa, la llegada del material de construcción se retrasó considerablemente.

La primera línea entre Puerta del Sol y Cuatro Caminos, con una longitud total de 3,48 kilómetros, 8 estaciones y 10 minutos de trayecto, se inaugura por el rey Alfonso XIII el 17 de octubre de 1919. Desde entonces mucho ha cambiado el suburbano madrileño, con 284 Kilómetros de red y 294 estaciones.