Los ex miembros de Movemento pola Base que permanecen en el BNG llaman a la "unidad" en el nacionalismo

Cambian su nombre por el de Movemento Galego ao Socialismo y mantienen al Bloque como su "apuesta estratégica" SANTIAGO DE COMPOSTELA, 20 (EUROPA PRESS) Los ex miembros de Movemento pola Base (MpB) que decidieron permanecer integrados en la estructura del BNG tras la escisión de esta corriente --en el Consello Nacional del pasado 14 de marzo-- cambiaron su nombre por el de Movemento Galego ao Socialismo y llamaron hoy a hacer prevalecer "el afán de unidad" en el nacionalismo. Uno de los integrantes de la Gestora Nacional del nuevo grupo, Rafa Villar, aseguró en rueda de prensa que, éste es "momento de unidad" y de "incorporar más apoyos porque lo fundamental el fortalecer al BNG". Asimismo, consideró que las disidencias "no son lo mejor" en este contexto pero destacó que hay una sociedad "madura" que admite tales decisiones y que los compañeros escindidos merecen su "respeto". Así, esta corriente renombrada reafirmó su "apuesta política" por el Bloque como "fuerza nacionalista actuante en el país" y confirmó que participará en el debate abierto en el seno de la formación frentista tras los resultados de las pasadas elecciones autonómicas del 1 de marzo. Dentro de Movemento Galego ao Socialismo se integran, entre otros el propio Villar, Fidel Diéguez --miembro del Consello Nacional del BNG-- y Noa Presas, que además de formar parte del máximo órgano de decisión ente asambleas, es una de las personas constituyen la comisión delegada del Consello Nacional del Bloque que está organizando la Asamblea extraordinaria de mayo en la que se renovará la Ejecutiva de la formación. Este grupo plantea como "premisas" la participación, que la Asamblea se centre el debate de ideas y que se busque la unidad. "Queremos la mayor gente posible en el debate; que todos aporten propuestas, pues todas son legítimas, y que prevalezca el afán de unidad desde posiciones generosas, incluyentes y dialogantes", pidió Villar. Respecto a la propuesta de Xosé Manuel Beiras, ex portavoz nacional del BNG e integrante de la corriente Encontro Irmandiño, que llamó a la militancia a inscribirse de forma individual y una vuelta al sistema asambleario en el BNG, Movemento ao Socialismo se limitó a señalar que está "en debate" e insistió en que su premisa es "participación, participación, participación". EVITAR PELEAS LEGALES El objetivo de la comparecencia pública era, según Villar, presentar las nuevas siglas y "eliminar el confusionismo existente respecto a la situación del antiguo Movemento pola Base". "En los últimos tiempos un sector de compañeros decidió modificar el rumbo de la organización y, pese a no ser la decisión mayoritaria, conservar las siglas de Movemento pola Base" y abandonar el proyecto del BNG. Con el fin de evitar "cualquier tipo de pelea legal y seguir enturbiando el clima" entre los antiguos miembros de MpB, los que permanecen dentro del Bloque tomaron la decisión de "cambiar de nombre". "Anunciamos que desde ahora renunciamos a cualquier debate público o batalla legal" por las denominaciones, dijo, y aclaró que se desvinculan de las siglas de Movemento pola Base. Villar explicó que los miembros de Movemento ao Socialismo fueron los "promotores en 2006 de MpB" y participaron en su asamblea constituyente en octubre de 2007. En este sentido, indicó que son los "continuadores" de esta asamblea de constitución.