Recoletos no comenzarán hasta 2010, aunque la Comunidad lo autorice antes

MADRID, 16 (EUROPA PRESS)

Las obras de la zona declarada Bien de Interés Cultural (BIC) dentro del proyecto municipal de reforma del eje Prado-Recoletos no comenzarán al menos hasta el ejercicio presupuestario de 2010, incluso aunque la Comunidad de Madrid dé su autorización antes, según aseguró hoy el alcalde de la capital, Alberto Ruiz-Gallardón, en la rueda de prensa posterior a la Junta de Gobierno.

"El BIC es la parte nuclear del proyecto, y nuestra previsión es llevar (la obra) hasta el ejercicio presupuestario de 2010, ya que en éste no está presupuestada siquiera", afirmó el primer edil. De hecho en estos momentos están a la espera de que el Ejecutivo autonómico se pronuncie sobre los requerimientos medioambientales de este ámbito, para cuya resolución tiene nueve meses de los que ya han pasado tres a partir de la entrega de la documentación por parte del Ayuntamiento.

En este sentido, el primer edil consideró que "el proyecto no es sólo respetuoso medioambientalmente con el BIC, sino que además incrementa el valor del espacio porque significa una modificación sustancial de la alfombra y del mobiliario urbano, y también una incorporación medioambiental enriquecedora".

A pesar de ello, es precisamente el impacto medioambiental que la reforma pueda tener no tanto en el BIC -- desde la glorieta de Atocha hasta la plaza de Colón-- como en las calles adyacentes por el desplazamiento del tráfico (que ya no podría circular por un paseo del Prado con menos carriles y más espacio peatonal), y su afección al parque de El Retiro lo que preocupa a la Comunidad de Madrid.

Por último, Gallardón recordó que algunas partes de este proyecto, una de las estrellas de la legislatura, ya están concluidas, como la cuesta de Moyano, y que otras se iniciarán en las próximas semanas al estar financiadas por el Fondo Estatal de Inversión Local, como las reformas de Atocha, Colón y Las Cortes.