España cuenta con 563 cines, menos de la mitad que en 2003, y tiene 825 pantallas menos que hace cinco años

MADRID, 26 (EUROPA PRESS)

El número de cines con que cuenta España a fecha de enero de 2009 es de un total de 563, menos de la mitad que los censados en 2003, cuando el número de salas de cine ascendía a 1.194. El número de pantallas también se ha visto reducido y en los últimos 5 años se ha pasado de 4.390 a 3.565, es decir, 825 pantallas menos.

Según datos del ICAA a los que ha tenido acceso Europa Press, a 31 de enero de 2009 el total de cines censados en España ascendía a 563, con un total de 3.565 pantallas. El año pasado el número de cines era de 868, con 4.140 pantallas.

Estas cifras eran superiores en 2007, cuando estaban abiertos 907 cines y se podía acceder a un total de 4.296 pantallas y así sucesivamente. De hecho, un año antes, había en España 936 cines y 4.299 pantallas.

Sólo en el año 2005 hubo un repunte en el número de pantallas de cine, pasando de las 4.390 de 2004 a las 4.401. No obstante, el número de cines siguió cayendo (había un total de 1.052 en 2005, 1.126 en 2004, y 1.194 un año antes).

El presidente de la Federación de Cines de España (FECE), Juan Ramón Gómez Fabra, que afirma que esta entidad tiene censadas en la actualidad 4.200 pantallas, explica a Europa Press que lo importante es que el número de pantallas no se reduzca.

Reconoce que es cierto que en los últimos años se han cerrado cines, sobre todo de una sala ("cines de una sola sala no son defendibles", consideró), y se han abierto multisalas en núcleos de alta concentración de población. Los cierres, sobre todo, se han producido en pequeñas localidades y en el centro de las grandes ciudades. Mientras que la apertura de nuevos complejos se sitúa en lugares de concentración de ocio y centros comerciales.

"EL ESPECTADOR DISFRUTA MÁS"

"El espectador está más gratificado con las nuevas salas, que ofrecen mayores prestaciones, comodidad, mejor servicio, mejores butacas, sonido, pantallas digitales, oferta de retransmisión de óperas... Diferentes atractivos con los que el espectador disfruta más de la experiencia del cine", señala, afirmando que ofertar conciertos en directo en las salas entra dentro de sus próximos objetivos.

Gómez Fabra, sin embargo, no cree que la causa del descenso de espectadores en 2008 venga determinada por el cierre de cines, sino que sería al contrario. "Tenemos una oferta más importante y cualificada de películas", afirma, opinando que en los últimos años hubo "un excesivo crecimiento" de salas.

La piratería y las descargas gratuitas en Internet son algunas de las causas de la rebaja de espectadores en 2008, según FECE. "Los cines trabajamos por el cine español. Es cierto que en 2008 no ha dado un salto espectacular, pero en 2009 la oferta es muy importante y todo indica que habrá un repunte", matiza, en relación a importantes estrenos internacionales así como de las novedades nacionales de directores como Pedro Almodóvar, Isabel Coixet o Alejandro Amenábar.

PANTALLAS DIGITALES

Dentro de la modernización de las salas se encuentra la adaptación de las mismas al cine digital, "que no por fuerza es mejor que el de 35mm". "Es cierto que el digital abre nuevas posibilidades, es un cambio importante y hay que negociarlo. Pero todavía no es una tecnología asentada", explica Gómez Fabra, quien calcula en unos 100.000 euros el gasto para adaptar una sala digital.

Hace unos días el consejero delegado de Odeón/UCi/Cinesa para Europa Continental, José Batlle, explicaba al diario 'Expansión' que el modelo de los multicines no está agotado, pero que sí precisa de cambios.

"La proyección digital y en tres dimensiones abre la puerta a contenidos alternativos", afirmaba Batlle, quien consideraba en esta entrevista que el número de pantallas tiene que reducirse aún más porque en los últimos años "se han hecho locuras" abriendo salas que "no deberían haberse instalado".