González-Sinde asegura que desde Cultura se deben propiciar ayudas a los guionistas

  • Madrid, 20 abr (EFE).- La ministra de Cultura, Ángeles González-Sinde, cree que uno de los problemas del cine español es la falta de estímulos que recibe el guionista, cuya labor es "la más vulnerable", por lo que desde el Ministerio "se debe propiciar que las productoras puedan invertir en la contratación de guionistas".

González-Sinde asegura que desde Cultura se deben propiciar ayudas a los guionistas

González-Sinde asegura que desde Cultura se deben propiciar ayudas a los guionistas

Madrid, 20 abr (EFE).- La ministra de Cultura, Ángeles González-Sinde, cree que uno de los problemas del cine español es la falta de estímulos que recibe el guionista, cuya labor es "la más vulnerable", por lo que desde el Ministerio "se debe propiciar que las productoras puedan invertir en la contratación de guionistas".

La ministra realizó hoy estas declaraciones durante el encuentro que los medios de comunicación mantuvieron con Juan Marsé y con ella en la sede del Ministerio, con motivo del Premio Cervantes que el gran escritor catalán recibe el próximo jueves.

Aunque la rueda de prensa, según la ministra, tenía que haber estado centrada en la obra literaria de Marsé, hubo varias preguntas sobre la situación del cine español, entre otras razones porque el escritor está muy vinculado al séptimo arte y algunas de sus novelas han sido llevadas al cine. Y también porque González-Sinde procede de ese mundo.

Juan Marsé ha tenido "experiencias muy frustrantes" con las adaptaciones cinematográficas de varias novelas suyas y cree que, ente los "muchos problemas" del cine español, uno de ellos es "la falta de estímulos a la creación, empezando por el guión".

"Siempre me ha parecido que el del guionista es el trabajo menos valorado y peor pagado", dijo Marsé, que conoce este mundo porque estuvo "metido en ese negocio" y vio con frecuencia que al guión se le dedicaban "escasos medios y poco tiempo".

La ministra se mostró de acuerdo con las opiniones de Marsé, una persona que "tanto sabe del mundo de la cultura y que está muy implicada también en el del cine", y dijo que hay que "analizar despacio el asunto de los guionistas" y hablar de ello con el sector.

González-Sinde es escritora y guionista y reconoce que hay "pocas personas en este país que puedan vivir del guión de cine exclusivamente", pero hoy no le parecía el momento adecuado para abordar esta cuestión.

"Me parece una falta de cortesía y un desperdicio absoluto tener aquí a Juan Marsé y dedicarnos a hablar del cine español. Tiempo tendremos de hacerlo", afirmó.

La ministra coincidió también con Marsé en negar que el castellano pueda estar "amenazado" en Cataluña o en ninguna otra comunidad autónoma bilingüe.

"Tenemos que acostumbrarnos de una vez por todas a que vivimos en un país en el que se hablan diferentes lenguas, y yo he abogado ya públicamente por que en el caso de Cataluña se pueda hacer cine en catalán y que tenga la difusión que merece", señaló González-Sinde.

El autor de "Últimas tardes con Teresa" cree que, "por supuesto", debe haber un cine en catalán, gallego o vasco, pero le gustaría que, "ante todo, primero fueran buenas películas y luego en el idioma que fuesen".

"Me parece tanto o más importante lo que se dice que en la lengua en que se dice", aseguró Marsé, para quien, aunque el idioma es esencial en su trabajo como escritor, en temas como los del cine "es secundario".

"Primero que se hagan buenas películas, y luego da igual en la lengua que sea, incluso en chino. Si viene un chino a hacer películas a España y tiene talento, pues, adelante", insistió el novelista catalán.

Marsé opinó también que la nueva ministra de Cultura puede ser "una cirujana idónea" para aplicar "el bisturí" que necesita el cine español, porque "conoce bien" los problemas del sector.