La Enterprise vuelve al espacio, rejuvenecida y de la mano de J.J. Abrams

  • Madrid, 17 abr (EFE).- La mítica nave USS Enterprise vuelve a navegar en el espacio en una nueva película, la décimaprimera, de "Star Trek", en esta ocasión en una versión dirigida por J.J. Abrams (autor de "Misión Imposible III" o de la serie "Perdidos") que ha rejuvenecido a la tripulación para descubrir su pasado.

La Enterprise vuelve al espacio, rejuvenecida y de la mano de J.J. Abrams

La Enterprise vuelve al espacio, rejuvenecida y de la mano de J.J. Abrams

Madrid, 17 abr (EFE).- La mítica nave USS Enterprise vuelve a navegar en el espacio en una nueva película, la décimaprimera, de "Star Trek", en esta ocasión en una versión dirigida por J.J. Abrams (autor de "Misión Imposible III" o de la serie "Perdidos") que ha rejuvenecido a la tripulación para descubrir su pasado.

"Creo que he llegado tarde a la fiesta", ha comentado hoy J.J. Abrams en la presentación de la película en Madrid, tras confesar que cuando era niño "no le entraba" la mítica saga que ha levantado pasiones en sucesivas generaciones durante los últimos cuarenta años, desde la inicial serie de televisión que en 1966 creó Gene Roddenberry y que él ahora retoma.

Pero, tras dirigir esta nueva "Star Trek", que tendrá su estreno mundial el próximo 8 de mayo y que ha contado con un presupuesto cercano a los 150 millones de dólares, el director puede ahora "apreciar" todo ese "universo" que ha rodeado a la nave USS Enterprise y sus aventuras espaciales y parece dispuesto, si esta entrega tiene éxito, a rodar alguna continuación.

La nueva "Star Trek" viaja ahora hacia el pasado, para contar cómo se forjaron en su infancia y adolescencia Kirk, un papel que realiza el actor Chris Pine, y Spock, que interpreta Zachary Quinto (conocido por la serie "Héroes") en su etapa de juventud y Leonard Nimony, el actor que ha encarnado originalmente a este personaje mitad terrícola y mitad vulcaniano.

Aunque Nimony había afirmado que nunca más volvería a rodar una nueva secuela de la saga, en esta ocasión aceptó tras leer un guión que profundiza en los personajes, la acción y el humor y que retoma la idea original de que el futuro no es un sombrío y frío mundo tecnológico sino un lugar en el que también crecen la amistad, el amor y se alcanzan los retos difíciles.

El director ha comentado que para el rodaje fue vital que Nimony formara parte del reparto. "Si nos decía que no, estábamos jodidos. Cuando leyó el guión cruzamos los dedos y al final tuvimos la suerte y el honor de que aceptara", ha comentado J.J. Abrams.

Junto a él estaban en Madrid Pine, Quinto, y otros protagonistas de la película como Zoe Saladana ("Piratas en el Caribe: La maldición de la perla negra), que interpreta a Uhura y Eric Bana ("Munich"), que gracias a unas sesiones de cuatro horas diarias de maquillaje, se convierte en el romulano Nero, el temible enemigo de la USS Enterprise.

Para Zachary Quinto contar con el apoyo de Nimony ha sido "una ventaja, porque me quitó mucha presión", algo con lo que no ha contado Pine, ya que el original capitán Kirk, el actor William Shatner, no aparece en la pantalla.

"Nunca le sustituiré, él será siempre el capitán Kirk. Si la idea hubiese sido ser un calco no me habría interesado", ha subrayado el actor, que interpreta la infancia y juventud de este personaje como un alocado y pasional rebelde sin causa que sólo encuentra un destino en la vida cuando entra a formar parte de la nave.

En ella se encontrará con Spock, un joven que es todo lo opuesto a él, pero al que le unirá primero una feroz competencia por convertirse en el líder de la Enterprise y después un viaje hacia la amistad.

Wyona Ryder, Karl Urban ("El señor de los anillos") y Bruce Greenwood ("Trece días"), forman también parte del reparto de esta nueva "Star Trek", que aunque temporalmente salta unos años hacia atrás (con escapas al presente y al futuro), tecnológicamente ha podido recrear el siglo XXIII con toda una batería de avances impensables en la serie original, en la que los decorados eran de cartón piedra y los efectos estaban hechos con luces parpadeantes.

Pero J.J. Abrams no sólo ha querido contar con efectos especiales fabricados por las últimas tecnologías y, empeñado en aportar realismo a la ciencia ficción, ha recreado otros planetas en escenarios reales, como Delta Vega, el planeta de hielo, en un parking de un estadio de béisbol, la sala de máquinas de la Enterprise en una fábrica de cerveza, o las escenas que reflejan el espacio a años luz de la Tierra, rodadas en el sur de California.

Paracaidismo galáctico, luchas en bares y un beso entre Uhura y Spock (que en la serie original fue el primer beso interracial en la historia de la televisión estadounidense) forman parte de los alicientes de esta nueva aventura espacial que está a punto de llegar a la cartelera, con la intención de satisfacer a sus fans y de crear nuevos adeptos.