Málaga.- La Noche en Blanco recibe más de 94.000 visitas y triplica la participación de la pasada edición

El MUPAM supera los 6.000 visitantes y se convierte en el museo con más asistencias

MÁLAGA, 11 (EUROPA PRESS)

Más de 94.000 personas participaron el pasado sábado en la Noche en Blanco, que durante siete horas ofertó 83 actividades gratuitas en 71 espacios diferentes. De esta manera, se triplica la asistencia registrada en 2008 en la primera edición.

Entre los enclaves que contaron con más afluencia de público, destacó el Museo del Patrimonio Municipal (MUPAM), con 6.015 visitantes. Resaltaron también el Archivo Municipal, con 2.843; el Museo Picasso Málaga, con 1.666; el Teatro Echegaray, con 845 personas, que pudieron ver el reformado edificio; la Alcazaba, o el Cervantes, según indicó hoy a los periodistas el alcalde, Francisco de la Torre.

La exposición de Art Natura en el Patio de Banderas del Ayuntamiento recibió 1.890 visitantes y la sala de muestras del Rectorado, 1.869. En cuanto a las galerías, destacó la asistencia a Fine Art, que registró 800 personas.

La performance pop de Rodrigo Gross y Pablo Benéitez fue visitada por 2.500 personas; la propuesta de los alumnos de Arquitectura '¿En cuál encajas?' fue contemplada por 7.900 espectadores, y el pinball de la plaza de la Constitución, por unas 8.000, de las que 950 jugaron.

Los grafitis de luz en la plaza de las Flores fueron realizados por 850 personas y el resultado fue visto en la pantalla por 1.500 individuos. Ente los conciertos, el de Efecto Mariposa fue seguido por 3.000 espectadores, y el del grupo Saravacalé, por 1.800.

A pesar de la lluvia, sólo se suspendió el concierto de Russian Red, que al poco tiempo de comenzar tuvo que despedirse del público malagueño. Pese a ello, congregó a 3.500 personas.

Con respecto al año anterior, esta segunda edición creció en número de entidades participantes, pasando de la veintena a más de 50; en cuanto a actividades programadas, aumentando de 36 a 83; en duración, contando con una hora más; en espacios, con 71 frente a los 26 de 2008, y sobre todo en la cifra de asistentes, aumentando de 29.729 personas a 94.047.

"La estadística ha sido muy brillante", manifestó el regidor malagueño, quien afirmó que para la próxima edición se intentará evitar las esperas: "a ver cómo podemos organizarlo para que el tiempo de espera sea el menor posible".

ESCULTURAS DE MARINO AMAYA

Por otra parte, De la Torre asistió hoy a la inauguración en la plaza de la Victoria, más conocida como Jardín de los Monos, de ocho esculturas de Marino Amaya en las que pueden verse niños jugando. Se trata de la reposición o restauración de las piezas que realizó en 1963 por encargo del entonces alcalde Francisco García Grana.

Concretamente, hay seis nuevas esculturas, modeladas por el mismo Marino Amaya, y otras dos restauradas también por el autor. Las originales sufrieron serios actos vandálicos, llegando a desaparecer todas las que eran de piedra, mientras que algunas de las de bronce fueron robadas y permanecían sólo 'En el mar' y 'El aro'.

En este sentido, De la Torre señaló que se han realizado en la fundición del hijo de este escultor, Salvador Amaya, por lo que "aunque ha sido un trabajo partiendo de cero, se garantiza que es idéntico a lo que entonces se puso".

Las seis obras realizadas en bronce son 'Madre con niña', 'Niña con muñeca', 'Jugando con tierra', 'El diábolo', 'Niña con cántaro' y 'Niña leyendo'.

Con la colocación en la plaza de estas nuevas piezas, añadió De la Torre, se vuelve a la "normalidad". "Es muy grato volver a poner estas esculturas para que las tengamos de nuevo tal cual eran", declaró.

Por su parte, el autor dijo a los periodistas que la plaza está ahora "como cuando García Grana me encargó las esculturas"; ya en aquel entonces confesó que se enamoró de ella.