"Guía para sobrevivir a una isla", filosofía y ciencia unidas en una novela

  • Madrid, 30 mar (EFE).- La narrativa permite soldar elementos tan dispares como un argumento filosófico mezclado con ingredientes científicos, sociales y de thriller; así lo afirma y lo demuestra el autor griego George Zarkadakis en su novela "Guía para sobrevivir a una isla", donde logra narrar una compleja trama de una forma amena.

"Guía para sobrevivir a una isla", filosofía y ciencia unidas en una novela

"Guía para sobrevivir a una isla", filosofía y ciencia unidas en una novela

Madrid, 30 mar (EFE).- La narrativa permite soldar elementos tan dispares como un argumento filosófico mezclado con ingredientes científicos, sociales y de thriller; así lo afirma y lo demuestra el autor griego George Zarkadakis en su novela "Guía para sobrevivir a una isla", donde logra narrar una compleja trama de una forma amena.

Fue idea de su editor el colocar a la cuarta novela de este autor nacido en Atenas en 1964 el apelativo de "novela de especulación filosófica", cuenta a Efe Zarkadakis, especialista en Inteligencia Artificial y periodista científico que en 1994 se lanzó a la narrativa.

El hecho de ser divulgador científico ha sido esencial a la hora de construir una obra profunda, compleja, a la vez que amena. "A través de la narrativa de ficción se pueden usar mecanismos como la metáfora o la parábola. Un escritor cuenta con muchas herramientas, pero su único objetivo es el de atrapar al lector, seducirlo", añade Zarkadakis.

"Guía para sobrevivir a una isla" (Ediciones B) narra la historia de un hombre que descubre cómo, poco a poco, va perdiendo la percepción de su imagen. Finalmente le detectan un tumor propio de una extraña enfermedad que debe operarse, aunque corre un gran riesgo de perder la memoria, los recuerdos y así convertirse en un nuevo ser.

"La enfermedad no existe, es pura ficción, pero ella me permitía que cada lector haga su propia lectura sobre lo que se narra, sobre lo que le sucede al protagonista", explica el autor, quien tiene claro la "doble personalidad" que posee, como científico y como narrador.

"Cuando trabajo en un campo científico soy una persona totalmente distinta al narrador al que le gusta contar historias fantásticas", apunta Zarkadakis, quien afirma que la idea inicial de "Guía para sobrevivir a una isla" surgió "de forma espontánea, aunque detrás siempre hay un fondo, un background, en este caso una preocupación que me persigue desde hace años, el funcionamiento del cerebro humano".

El autor, que tiene tras de sí cuatro novelas de ficción, explica que con esta última "no pretendía decir algo concreto, sino coger esa idea y jugar con ella para ver hasta donde me lleva". En referencia a los conceptos filosóficos sobre la búsqueda de la identidad, la percepción de uno mismo, o las dudas sobre donde está lo real y lo que no lo es.

"Nuestro cerebro es el que crea la realidad que nos rodea", afirma Zarkadakis quien pone en duda la existencia de la realidad. "No es algo que tenga claro, es un hecho filosófico, pero cuando uno tiene una idea fija, cristalizada, puede estar viviendo en el error sin saberlo nunca"·

Entre los componentes sociales que introduce Zarkadakis en la novela está la mirada al pasado de su país y la visión del racismo y la xenofobia actual.

Sin embargo, se muestra "optimista" sobre la evolución de la sociedad: "El mundo de hoy es más pacífico que en el pasado. Hay guerras pero menos destructoras y la gente está más preocupada en encontrar soluciones que en crear conflictos", apunta.

Ese optimismo no se traduce de igual forma en su percepción de la literatura griega actual pues, cuenta, "le pasa lo mismo que a mi país, Grecia, en los últimos años, que es una literatura introvertida que, al no estar abierta al exterior, se pierde la belleza que le rodea", concluye Zarkadakis.