Una exposición muestra la génesis y evolución de las plazas mayores desde la Edad Moderna

  • Valladolid, 9 mar (EFE).- El origen y la evolución de las plazas mayores, desde la Edad Moderna hasta la Contemporánea, rastrea una exposición fotográfica inaugurada hoy en las Cortes de Castilla y León y que ha contado con el asesoramiento de Antonio Sánchez del Barrio, director del Museo de las Ferias de Medina del Campo.

Una exposición muestra la génesis y evolución de las plazas mayores desde la Edad Moderna

Una exposición muestra la génesis y evolución de las plazas mayores desde la Edad Moderna

Valladolid, 9 mar (EFE).- El origen y la evolución de las plazas mayores, desde la Edad Moderna hasta la Contemporánea, rastrea una exposición fotográfica inaugurada hoy en las Cortes de Castilla y León y que ha contado con el asesoramiento de Antonio Sánchez del Barrio, director del Museo de las Ferias de Medina del Campo.

El discurso argumental, de carácter divulgativo y apoyado en un repertorio gráfico donde destaca una treintena de imágenes tomadas por Ángel Marcos en diversas partes del mundo, parte del concepto de ágora de la Antigua Grecia, que concebía a la plaza como un espacio político, comercial, cultural y de disfrute ciudadano.

Ese legado clásico se retomó en Europa y se proyectó hacia América durante la época renacentista, tuvo su principal antecedente en el diseño de la Plaza Mayor de Valladolid (siglo XVI), continuó su ensayo con el trazado de la de Madrid (siglo XVII) y culminó con un modelo definitivo fraguado en la de Salamanca (siglo XVIII).

Así lo ha explicado Sánchez del Barrio durante la apertura de la exposición, que podrá verse en el vestíbulo de las Cortes de Castilla y León hasta el 9 de mayo, según ha recordado por su parte el presidente del Parlamento autonómico, José Manuel Fernández Santiago.

Como si se un ágora porticado se tratara, el repertorio gráfico muestra a través de casi un centenar de imágenes la progresiva incorporación de esos recintos al interior de los cascos urbanos desde los primitivos emplazamientos que tenían en el extrarradio para facilitar así una de sus funciones principales: la de mercado de abastos.

Es el caso de Ávila con su Mercado Grande, situada junto a la Puerta del Alcázar de su célebre muralla, que es anterior en el tiempo a la actual Plaza Mayor, donde pese a ser el centro geográfico y administrativo de la urbe -en la intersección del 'decumano' y 'cardo máximo' de su trazado romano- todavía celebra sus Viernes de Mercado Chico como atestigua una imagen de Marcos.

El recorrido gráfico incluye diseños de plazas de ciudades europeas como Bruselas y Amberes (Bélgiga); Lucca, Roma, Venecia y Florencia (Italia); Nancy y París (Francia); y Amsterdam (Holanda), así como su proyección americana en modelos como la del Zócalo en Ciudad de México, al de Lima (Perú) o la de la Antigua Guatemala.

El repertorio hispano se detiene en Valladolid, Madrid y Salamanca, además de en las del resto de capitales de Castilla y León, y de referentes arquitectónicos e históricos como son los de Tembleque (Toledo), Zafra (Badajoz), Chinchón (Madrid), Almagro (Ciudad Real), Peñafiel y Medina del Campo (Valladolid), y La Alberca (Salamanca).

El resultado final, en los tiempos que corren, muestran unos espacios abiertos que albergan las principales sedes de gobierno, se erigen en los referentes urbanísticos de los municipios donde se encuentran y obran como lugar de paso, de encuentro, ocio y recreo de la población nativa y foránea.

La Filmoteca de Castilla y León contribuye también con la proyección de un audiovisual que enseña al visitante los usos que han tenido esos recintos, entre ellos los de coso taurino como muestran unas antiguas imágenes de los tradicionales encierros de Ciudad Rodrigo (Salamanca).

La exposición, con el lema de "La Plaza Mayor", ha sido promovida por la Fundación Villalar-Castilla y León, y tiene como complemento una selección de libros que se pueden consultar y entre los que destacan títulos como "La Plaza de La Alberca: latido de intrahistoria", de José Luis Puerto; "Plazas de España", de Wifredo Rincón García; y "La Plaza Mayor de Valladolid", de José Altés.