La CE propone un nuevo modelo de gobernación de internet a partir de octubre

  • Bruselas, 4 may (EFE).- La comisaria europea de Sociedad de la Información, Viviane Reding, abogó hoy por que la Corporación de Asignación de Nombres y Números en Internet (ICANN, por sus siglas en inglés), sea un organismo más transparente y con más responsabilidad a partir del 1 de octubre de 2009.

Bruselas, 4 may (EFE).- La comisaria europea de Sociedad de la Información, Viviane Reding, abogó hoy por que la Corporación de Asignación de Nombres y Números en Internet (ICANN, por sus siglas en inglés), sea un organismo más transparente y con más responsabilidad a partir del 1 de octubre de 2009.

Reding, en un vídeo publicado hoy en su página web, apostó por una ICANN "totalmente privada y responsable" acompañada de un cuerpo judicial independiente, así como de un foro multilateral en el que los gobiernos discutan políticas generales sobre internet y asuntos de seguridad.

La ICANN, una corporación privada sin ánimo de lucro establecida en California (EEUU), es el organismo internacional responsable desde 1998 de la estructura de la red y de sus dominios, las letras finales que figuran en la direcciones de la red seguidas de un punto, como ".com"".es".

La Comisión Europea (CE) recuerda que, por el momento, la ICANN opera por medio de un acuerdo con el Departamento de Comercio estadounidense, el cual expira el próximo 30 de septiembre.

A partir de entonces, la CE propone un "nuevo modelo de gobernación de internet".

"Creo que el presidente (de Estados Unidos, Barack) Obama, tendrá el valor, la sabiduría y el respeto por la naturaleza global de internet como para abrir el camino en septiembre a una nueva forma de gobernación de internet más responsable, transparente, democrática y multilateral", destacó Reding en su mensaje.

Asimismo, agregó que "ha llegado el momento de actuar", y subrayó que "Europa estará dispuesta a apoyar los esfuerzos del presidente Obama".

La comisaria también consideró que, a largo plazo, no está justificado que un departamento gubernamental de un solo país gestione una función de internet que utilizan cientos de millones de personas en todo el mundo.

En concreto, Reding defendió una ICANN "totalmente privatizada e independiente" que cumpla con los "mejores estándares" de gobernación corporativa, en particular con la transparencia financiera y la responsabilidad interna de gestión, y que esté sujeta a una "revisión jurídica eficaz".

Además, apuntó a la creación de un foro multilateral en el que los gobiernos puedan discutir políticas de gobernación de internet y que, tras reunirse dos veces al año, formule -por mayoría- recomendaciones a la ICANN.

La comisaria señaló asimismo que este grupo podría proporcionar una "rápida respuesta" si se produjese alguna amenaza de la estabilidad, la seguridad o el acceso a internet.

Según la propuesta de Reding, este grupo contaría con doce miembros: dos de América del Norte, dos de América del Sur, dos de Europa, dos de África y tres de Asia y Australia, además del presidente de la ICANN, que no tendría derecho a voto.

Las organizaciones internacionales con autoridad en la materia podrían participar como observadores, concluyó.