El negro: "lo más chic, lo más moderno y lo más actual", según Karl Lagerfeld

  • Lola Loscos

El negro: "lo más chic, lo más moderno y lo más actual", según Karl Lagerfeld

El negro: "lo más chic, lo más moderno y lo más actual", según Karl Lagerfeld

Lola Loscos

París, 8 mar (EFE).- El negro dará al otoño-invierno 2009-2010 toda su elegancia con Karl Lagerfeld, porque es "lo más chic, lo más moderno y lo más actual", según explicó a Efe el modisto alemán poco después de presentar su colección en los jardines de las Tullerías.

El negro, junto con otros tonos tan oscuros que resultaba difícil diferenciar en un rápido desfile, invadió la pasarela efímera de Lagerfeld "porque es el color que prefiero en el mundo", explicó el también fotógrafo, editor y promotor musical.

"Para las siluetas es lo mejor. Mire, ella también, ella no va de rosa", dijo señalando con el rostro a su invitada de honor en el desfile, la actriz española Elsa Pataky, que lucía un vestido negro de cóctel puro Lagerfeld, con escote semitransparente.

"Es triste decirlo, pero el negro es verdaderamente lo más chic, lo más moderno y lo más actual", recalcó este artista de la moda cuya colección personal, presentada dos días antes de mostrar sus ideas para Chanel, está pensada para una mujer urbana y "fuerte".

Una mujer que vive en una ciudad "bastante agresiva, en la que sabe imponerse muy bien, instalarse, responder a las exigencias y los problemas de la vida, siendo fuerte", resaltó.

Pensando quizá en esas mujeres, fuertes, a las que gusta viajar en moto, Lagarfeld ideó para el invierno que viene un denso abanico de cascos de lujo, forrados de piel o adornados de pedrería, y portadores de 'iPod' o 'iPhone'.

A la hora de crear y recrear este accesorio en sus múltiples versiones invernales, el modisto dijo haber tenido en cuenta que "todo el mundo tiene motos, incluso las mujeres más chic".

Luego, fue "una diversión" poner el 'iPod' dentro del casco, sin cables, porque "hoy hay que dejar las manos libres", subrayó Lagerfeld.

Para mayor elegancia, combinó los cascos a juego con bufandas, chales, chalecos, minicapas o pequeños bolsos de idénticas texturas, pieles más o menos salvajes, blancas, grises, negras o marrones, o con lujosas incrustaciones de pedredería.

La super-motorista de Lagerfeld tendrá algo de guerrera urbana y portará su bello casco con vestidos ajustados, negros por supuesto, drapeados o sujetos con un falso cinturón de hebilla rectangular, construido en el mismo tejido a la altura de la cadera.

Los conjuntos de traje de chaqueta, de falda recta, negros con leve toque plateado, realzarán los hombros con reminiscencias militares que alcanzarán igualmente al cuello, alto y recto, estilo mao.

Minis, cortos o largos, los conjuntos Lagerfeld se llevarán siempre sobre zapatos de altísimo tacón y pantalones de satén muy estrechos, casi como 'leggings', adornados con una delgada línea roja posterior, y abiertos con cremalleras en los tobillos.

En lugar de guantes, la mujer Lagerfeld del invierno 2010 se pondrá mitones, bordados, transparentes, de cuero, largos hasta los codos o simplemente hasta las muñecas, como gusta portarlos el propio modisto.

En cambio, a pesar de su amor por la camisa blanca, que asegura que es la prenda que le hubiera gustado inventar, el invierno próximo verá desaparecer este básico del armario, así como los característicos conjuntos blancos y negros Lagerfeld.

"No quiero cansar a la gente, yo mismo me pasé al marrón, ¿ve?, hice un esfuerzo", explicó el modisto septuagenario, que lucía una juvenil cazadora vaquera de color marrón oscuro, camisa blanca y corbata negra muy ancha, adornada con un broche de diamantes.

"Lo hago expresamente, para que la gente no diga, mira, Lagerfeld hace siempre blanco y negro con camisas blancas", aunque "adoro las camisas blancas".