La "Fashion Week" de Nueva York se celebra en medio de la preocupación por la crisis global

  • Nueva York, 12 feb (EFE).- La Semana de la Moda de Nueva York abre mañana sus puertas en Bryant Park, en el corazón de Manhattan, en medio de la preocupación por la situación económica global y de un sector que en particular se va a tener que estrechar el cinturón más que nunca.

La "Fashion Week" de Nueva York se celebra en medio de la preocupación por la crisis global

La "Fashion Week" de Nueva York se celebra en medio de la preocupación por la crisis global

Nueva York, 12 feb (EFE).- La Semana de la Moda de Nueva York abre mañana sus puertas en Bryant Park, en el corazón de Manhattan, en medio de la preocupación por la situación económica global y de un sector que en particular se va a tener que estrechar el cinturón más que nunca.

En esta ocasión, la "Fashion Week" de Nueva York, que se desarrollará del 13 al 20 de febrero, verá en sus pasarelas las creaciones de "prêt-à-porter" que para el próximo otoño-invierno han ideado 64 diseñadores, cuatro menos que en esta misma época hace un año.

"El entorno económico actual ha hecho que los mejores dentro de la industria de la moda revalúen sus diseños, sus materiales, sus precios y lo que es más importante, sus puntos de vista", dijo hoy Efe la experta en moda Lilliana Sánchez, comentarista de estilo en las cadenas de televisión por cable WE Network y QVC, entre otras.

Para presentar sus colecciones muchos diseñadores se han visto obligados a salir de la carpa de Bryant Park para dar a conocer sus propuestas de forma más creativa y menos costosa, pues la organización de un desfile en una pasarela como la neoyorquina puede rondar el medio millón de dólares.

La austeridad que reina en el mundo de la moda ha hecho que más de un diseñador vaya a presentar sus creaciones en fotografía, prescindiendo de los salarios de las modelos, mientras que otros han optado por suprimir las fiestas que habitualmente hacían después de su presentación neoyorquina.

"Aunque todo eso se aleja de la grandeza de la pasarela, creo que pueden ser presentaciones mucho más personales de las colecciones y que puede permitir un trato más cercano entre diseñadores y compradores", agregó la experta.

En las instalaciones de Bryant Park, que ya viven sus últimas temporadas porque sus organizadores, IMG, y el alcalde de Nueva York, Michael Bloomberg, han decidido trasladarlas en 2010 al más espacioso Centro Lincoln, figuran este año desde clásicos como Carolina Herrera, Michael Kors, Max Azria, Calvin Klein o Custo Barcelona a Narciso Rodríguez, que vuelve tras tres años de ausencia y jóvenes talentos como Brian Reyes.

Una de las estrellas de esta pasarela será la muñeca Barbie, para quien su fabricante, Mattel, ha decidido festejar su cincuenta aniversario por todo lo alto el 14 de febrero, con las creaciones de 50 diseñadores inspirados en la figura de esta rubia incombustible.

Entre quienes exhiben desde mañana sus propuestas para el próximo invierno figuran diseñadores y colecciones, además de Estados Unidos, de otros países como España, Francia e Italia, que disponen también de pasarelas prestigiosas, así como de Brasil, China, Nigeria, Corea del Sur, Japón, Rusia, Israel y Australia.

"Estamos entusiasmados con la posibilidad de traer a Nueva York a algunos de los mejores diseñadores estadounidenses y extranjeros", indicó uno de los vicepresidentes de IMG Fashion, Fern Mallis.

Los organizadores de la Semana de la Moda esperan que durante esos días unas 100.000 personas pasen por Bryant Park, en un evento que, según la Corporación para el Desarrollo Económico de Nueva York, genera más de 450 millones de dólares.

Entre los diseñadores españoles vuelve a Manhattan Custo Barcelona y debuta David Delfín.

Custo Dalmau ha sido hasta ahora el único español que presentaba sus propuestas durante la semana neoyorquina de la moda y seguirá haciéndolo, en esta ocasión el 19 de febrero en Bryant Park.

El diseñador catalán ya ha presentado en España un avance de sus coloridas e innovadoras propuestas para el próximo invierno 2009-2010, que por primera vez cuentan con una línea de pañuelos como complementos de lujo.

En cuanto a Delfin, su intención, según dijo a Efe, es "afianzar mi presencia en la Semana de la Moda de Nueva York. No es algo puntual estar aquí el viernes".

Davidelfín presentará mañana, fuera de Bryant Park, 36 diseños, 20 de ellos femeninos, e inspirados en los retratos en blanco y negro de la fotógrafa estadounidense Diane Arbus (1923-1971).

Para Delfin, el objetivo es "estar aquí no sólo ahora, sino también en septiembre, y en ambas citas en los próximos años".

Un famoso que intenta aventurarse en la pasarela es el cantante Justin Timberlake, que el próximo 16 de febrero, dará a conocer sus propuestas para la próxima temporada.

Este actor y cantante metido ahora a empresario de moda con la firma Willian Rast -que cuenta con la imagen de la camaleónica modelo Erin Wasson- ya se dejó ver el pasado septiembre en Nueva York, coincidiendo con la edición otoñal de este certamen, pero lo hizo fuera del circuito oficial de la Semana de la Moda.

Esta pasarela ha querido también hacer un guiño a las mujeres y a la salud, y así abrirán los desfiles la campaña "La verdad del corazón. Colección Vestido Rojo 2009", en la que participarán 20 famosas, entre las que está la modelo latina Daisy Fuentes. Elena Moreno