El Departamento vasco de Educación apuesta por renovar el pacto por el euskera y huir de polémicas "estériles"

BILBAO, 31 (EUROPA PRESS)

El director del Gabinete de la Consejería de Educación, Javier Nogales, reiteró hoy, en la apertura de la fiesta de las ikastolas vizcaínas (Ibilaldia), la apuesta del Gobierno vasco por renovar "con todos los agentes educativos" el pacto por el euskera y defendió la necesidad de huir de "polémicas estériles" como la de la ausencia de la consejera de Educación del Gobierno vasco.

Nogales realizó estas manifestaciones en Galdakao, a donde se desplazó junto con el director de centros, Marcelino Hernández, y el director de gestión de personal, Juanma Aramendi, para participar en el Ibilaldia.

En declaraciones a Europa Press, explicó que la ausencia de la consejera de Educación, Isabel Celáa, en la fiesta de las ikastolas vizcaínas responde a un problema de "agenda", ya que, según explicó, ha tenido que acudir a la Fiesta de la Rosa que el PSE-EE celebra en Barakaldo.

Nogales indicó que su intención era acudir al Ibilaldia y añadió que los organizadores han "entendido" que no haya podido asistir. En este sentido, defendió la necesidad de huir de "polémicas artificiales y estériles" y calificó de "tonterías sin justificación" algunas de las críticas por la ausencia de Celaá en la fiesta.

El responsable del Departamento de Educación señaló que, con su presencia en Galdakao, han querido mostrar su reconocimiento a la Federación de las ikastolas vizcaínas por la promoción del euskera. "Para nosotros, el euskera es una lengua oficial y su desarrollo pasa por incorporar a quienes no lo saben a su conocimiento, a través del sistema educativo y de alfabetización de adultos", agregó.

Nogales manifestó el compromiso del Gobierno vasco con el actual sistema educativo para su "desarrollo y puesta a punto" y, en este sentido, afirmó que el Ejecutivo tiene la "mano tendida" para la colaboración con todos los agentes educativos, entre ellos, la Confederación de ikastolas.

Nogales indicó que el objetivo es que los consensos que existen "se renueven y amplíen". En este sentido, citó al acuerdo en materia de euskera alcanzado en 1982 con la Ley de Normalización del uso de esta lengua y al acuerdo político entre PNV y PSE en 1992, que tuvo su refrendo legal en la aprobación de la Ley de la Escuela pública vasca. "Desde esos acuerdos y respetando esos acuerdos, los queremos ampliar y los queremos fortalecer", añadió.

Nogales explicó que, para lograr renovar esos pactos, "lo más necesario es el diálogo" y, en este sentido, destacó que el Gobierno está "abriendo un debate ancho y profundo con todos los agentes que están trabajando en el sistema educativo vasco".