El PE rechaza la resolución que cuestiona el sistema catalán de inmersión lingüística

ESTRASBURGO (FRANCIA), 24 (EUROPA PRESS) El pleno del Parlamento Europeo rechazó hoy la resolución promovida por el PP que cuestiona el sistema catalán de inmersión lingüística en la educación y aprobó un texto alternativo --promovido por los socialistas españoles, Convergència i Unió, PNV, Iniciativa per Catalunya-Verds y Eusko Alkartasuna-- que resalta que es "esencial" salvaguardar el multilingüismo en los países o regiones en que coexistan dos o más lenguas oficiales. El texto alternativo --aprobado por 335 votos a favor, 279 en contra y 69 abstenciones-- corrige el informe sobre multilingüismo que fue aprobado por la comisión de Cultura de la Eurocámara el pasado 17 de febrero con los votos del PP, y redactado por el conservador portugués Vasco Graça Moura. Este informe, que contiene numerosas enmiendas introducidas por el eurodiputado popular Luis Herrero, pedía "salvaguardar la posibilidad de que los padres y responsables de la educación elijan la lengua oficial en que han de educarse sus hijos en los países en los que coexistan una o más lenguas oficiales o una o más lenguas regionales". Nada más aprobarse en la comisión de Cultura con los votos del PP, los eurodiputados españoles del resto de grupos políticos criticaron que el informe vulneraba el principio de subsidiariedad e invadía competencias que en el caso de España corresponden a las comunidades autónomas, poniendo en cuestión los sistemas de inmersión lingüística como el vigente en Catalunya. Por ello, promovieron un texto alternativo que finalmente ha sido el aprobado por la Eurocámara. El informe original ni siquiera se sometió a votación ya que decayó al aprobarse primero el alternativo. El texto alternativo suprime la enmienda del informe original que advertía "del error de promover una lengua a costa de los derechos de los hablantes de otra, o a través de cualquier forma de coacción o discriminación que los ignore o los lesione". También desaparece el pasaje que resaltaba la importancia de la enseñanza en lengua materna "no sólo para el éxito escolar en general sino también y en especial para la adquisición de conocimientos satisfactorios de otros lenguas, por lo que ningún escolar podrá ser privado de la enseñanza en la lengua oficial del Estado". La resolución final adoptada por la Eurocámara afirma que "es esencial salvaguardar el multilingüismo en los países o regiones en que coexistan dos o más lenguas oficiales". También se destaca "la necesidad fundamental de que en las escuelas se preste una atención y un apoyo especiales a los alumnos que no pueden recibir educación en su lengua materna". Por otra parte, el informe pide que "en los Estados miembros cuyos territorios coexistan varias lenguas oficiales se garantice la plena inteligibilidad interlingüística, en especial en los ámbitos relativos a las personas de edad avanzada y en los sectores de la justicia, la sanidad, la administración y el empleo". También subraya "el derecho de los consumidores a recibir información sobre los productos vendidos en el mercado de su lugar de residencia en la lengua o lenguas que son oficiales en dicho lugar". NACIONALISMOS EXACERBADOS El ponente del informe original aseguró que el texto alternativo constituye "un intento de trasladar al Parlamento Europeo algunas querellas nacionalistas que ocurren en España". "Esta cámara no puede convertirse en el instrumento de los nacionalismos exacerbados", dijo Graça Moura. Por su parte, el PP español dijo que socialistas y nacionalista han usado la Eurocámara "para prohibir el derecho de los padres a escoger la lengua en la que quieren educar a sus hijos". "Europa debe saber que se ha votado la conculcación de un derecho", afirmó Luis Herrero en un comunicado. Herrero lamentó que socialistas y nacionalistas hayan utilizado este asunto "para plantear una batalla política en clave nacional española" y confundir a la opinión pública en contra del PP y poder decir en Cataluña que estaban en Europa defendiendo el catalán. En contraste, la eurodiputada socialista María Badia, una de las promotoras del texto alternativo, expresó su satisfacción por el resultado del voto porque se han eliminado las "incoherencias" del informe original del PP, que a su juicio entraba en conflicto con el principio de subsidiariedad. "De acuerdo con el Tratado, la competencia de las políticas de educación corresponde a cada Estado miembro o a cada región, según lo establecido en su ordenamiento jurídico", dijo Badia. "La pluralidad lingüística es un derecho reconocido a los ciudadanos y ciudadanas en los artículos 21 y 22 de la Carta de Derechos Fundamentales, y el multilingüismo también debería tener la finalidad de favorecer el respeto a la diversidad y la tolerancia, con el fin de evitar la aparición de posibles conflictos entre las diferentes comunidades lingüísticas de los Estados miembros", resaltó. Y recordó que el sistema de aprendizaje español ha sido respaldado por el comisario de Multilingüismo, Leonard Orban, y por el Consejo de Europa. Por su parte, el eurodiputado de CiU, Ignasi Guardans, también se felicitó por el resultado del voto y "por haber logrado frenar lo que era una maniobra del PP español en el Parlamento Europeo". Pero subrayó que la votación demuestra "la urgente necesidad de explicar mejor en Europa la realidad lingüística catalana". "Si la Generalitat gastara en Europa un tercio de lo que gasta en alquileres de embajadas catalanas o en subvenciones al bilingüismo en Ecuador, no habríamos corrido el riesgo de una condena europea al modelo educativo catalán". Guardans denunció que durante las últimas horas, "algunos despachos del Parlamento así como lobbys externos han intentado convencer a los diputados de una supuesta discriminación del castellano en Cataluña y de la necesidad de votar el texto defendido por el PPE". MÁS SUBTÍTULOS En la resolución aprobada, la Eurocámara subraya que la diversidad lingüística de Europa constituye un activo cultural importante y que sería inapropiado que la Unión Europea se restringiera a una sola lengua principal. En este sentido, recomienda que los planes de estudios académicos de los Estados miembros incluyan el estudio opcional de un tercer idioma extranjero, empezando a nivel de la escuela secundaria. También destaca la importancia que reviste el dominio de las lenguas oficiales del país de acogida para la plena integración de los inmigrantes y sus familias, y pide a los Estados miembros que proporcionen a éstos los medios necesarios para aprender la lengua y la cultura del país de acogida, aunque permitiendo y fomentando que mantengan su propia lengua. El informe señala que "el uso de subtítulos en los programas de televisión facilitará el aprendizaje y la práctica de las lenguas de la UE y mejorará la comprensión del contexto cultural de las producciones audiovisuales".