El STEI ofrecerá voluntarios que enseñen catalán a los médicos recién llegados para contribuir con el Decreto del Govern

El sindicato asegura desconocer en qué "bases jurídicas" sostiene el PP su intención de impugnar la normativa PALMA DE MALLORCA, 31 (EUROPA PRESS) El STEI-i ofrecerá docentes pertenecientes al sindicato para que de forma voluntaria enseñen lengua catalana a los profesionales sanitarios recién llegados a Baleares, con el objetivo de contribuir al despliegue del Decreto de Catalán en la sanidad y favorecer la integración de estos especialistas en caso de que los recursos destinados por la Administración no sean suficientes. En declaraciones a Europa Press, el secretario general del STEI, Biel Caldentey, apuntó que el sindicato aportará así a estos profesionales voluntarios durante los dos años de exención temporal que el Decreto marca para que los facultativos que no conozcan el catalán puedan adquirir conocimientos y acreditar, de este modo, el nivel B requerido por el Govern a través de esta normativa. Asimismo, Caldentey, que hoy participó en la concentración convocada por el STEI junto a cerca de un centenar de personas frente a la Conselleria de Salud y Consumo para expresar su apoyo a la normativa que prepara el Govern, respondió a la intención del PP de impugnar el Decreto, ante lo cual aseguró desconocer "en qué bases jurídicas" sostienen los 'populares' sus advertencias. Tras manifestar que cualquier partido o entidad "está en su derecho de impugnar un decreto", el responsable sindical aseveró, en referencia a las declaraciones del PP, que el Decreto cuenta ya con un dictamen favorable del Consell Consultiu, mientras que la Ley de Sanidad y el Estatuto Básico del Funcionario Público, ambos estatales, contemplan que estos profesionales deben conocer las lenguas oficiales del territorio donde ejerzan. "No hay nada inventado", enfatizó Caldentey, quien manifestó que la concentración llevada a cabo ha servido para trasladar a la Conselleria un escrito a fin de que procure en estos próximos años de aplicación del Decreto se desarrollen planes de formación para que "haya más gente con habilidades lingüísticas". Todo ello "por el derecho de los usuarios a expresarse en cualquiera de las dos lenguas oficiales de las islas y la capacidad de los médicos de entenderlos", sentenció. Cabe recordar que el Consell de Govern aprobó el pasado viernes el decreto del catalán en el ámbito sanitario, que tendrá aplicación en la próxima convocatoria de oferta pública de empleo del Servicio de Salud de Baleares, mediante la cual la Conselleria sacará a oposición más de 4.000 plazas vacantes para las diferentes categorías, la primera que realiza el Ejecutivo desde el año 2002. Mientras tanto, mañana está previsto que los sindicatos de médicos y de enfermeros de Baleares se manifiesten contra la obligatoriedad del catalán en la Sanidad Pública, en una marcha que partirá a las 18.00 horas desde la Plaza España de Palma, donde que expresarán su malestar ante esta medida y a la que se sumará el PP también para mostrar su desacuerdo.