La Fundación Francisco Ayala se muestra "muy agradecida" por la iniciativa de la SGAE de proponer al escritor al Nobel

GRANADA, 12 (EUROPA PRESS) La Fundación Francisco Ayala se mostró "muy agradecida" de que la Sociedad General de Autores y Editores (SGAE) "se acuerde y tenga presente la figura del escritor granadino" ante la iniciativa de ésta de proponerlo a la Academia Sueca para el Nobel de Literatura de 2009. En declaraciones a Europa Press, el secretario de la fundación, Rafael Juárez, consideró "lógico todos los proyectos que apoyen la figura del escritor" y añadió que "se siente satisfecho" por esta y otras iniciativas que tiendan al reconocimiento de Ayala, algo que estimó "justificado". En este sentido, desde la Fundación Federico García Lorca, cuya presidenta es sobrina del escritor granadino y amiga personal de Ayala, recibió la información como "una buena noticia". En este sentido, apuntó que la iniciativa de la SGAE es "una buena propuesta, pues se está hablando de una obra importante dentro de la literatura española de los últimos tiempos, por lo que es una candidatura bastante adecuada", expresó Laura García Lorca. Ayer, el Consejo de Dirección de la Sociedad General de Autores y Editores presentó a la Academia Sueca las propuestas del escritor Francisco Ayala como candidato al Premio Nobel de Literatura de 2009, junto con la de Ernesto Sábato y Miguel Delibes, "por su gran compromiso social". La decisión del consejo, previa petición de la Academia Sueca adoptada en su última reunión, se basa en los acreditados méritos literarios de cada uno de estos tres autores universales, que los hacen acreedores del galardón más prestigioso de las letras. En caso de que alguno de ellos fuera distinguido, se sumaría a la relación de escritores en lengua española que lo obtuvieron con anterioridad: Octavio Paz (1990), Camilo José Cela (1989), Gabriel García Márquez (1982), Vicente Aleixandre (1977), Miguel Ángel Asturias (1967), Juan Ramón Jiménez (1956), Gabriela Mistral (1945), Jacinto Benavente (1922) y José Echegaray (1904).