Los editores reivindican internet y defienden que el libro "ya no es sólo papel"

  • Granada, 8 may (EFE).- El grupo Contexto de Editores, integrado por editoriales independientes y ganador del Premio Nacional a la Mejor Labor Editorial Cultural en 2008, ha reivindicado hoy internet como plataforma de difusión literaria y defendido que en la actualidad los libros "ya no son sólo papel, cola e hilo".

Granada, 8 may (EFE).- El grupo Contexto de Editores, integrado por editoriales independientes y ganador del Premio Nacional a la Mejor Labor Editorial Cultural en 2008, ha reivindicado hoy internet como plataforma de difusión literaria y defendido que en la actualidad los libros "ya no son sólo papel, cola e hilo".

Así lo han plasmado en un manifiesto pergeñado en un encuentro programado en el Hay Festival Alhambra y auspiciado por la Fundación Francisco Ayala, en el que han participado representantes de Libros del Asteroide, Barataria, Global Rhythm, Impedimenta, Nórdica, Periférica y Sexto Piso.

Los integrantes de Contexto sostienen que los libros "viven más allá de sus formatos" y que los editores no pueden ignorar los nuevos medios y tecnologías, que deben contemplarse como "una herramienta más" en la difusión de sus obras.

El responsable de Libros del Asteroide, Luis Miguel Solano, ha manifestado a Efe que no tienen "ningún miedo" a internet porque las editoriales que conforman Contexto serían "inconcebibles empresarialmente sin internet y las nuevas tecnologías", y lo importante es el texto "y no el formato".

El manifiesto redactado en Granada huye del victimismo apoyándose en que "hay lectores dispuestos a leer buenos libros" y en el propio concepto de Contexto, ideado por editoriales "voluntariamente pequeñas" que son, según Solana, un reflejo del "avance cultural de España" y un ejemplo de algo "impensable en otros tiempos".

También abogan por el mantenimiento del sistema de precio fijo de los libros para garantizar una adecuada red de librerías y un sistema educativo que valore la lectura, pilares para la pervivencia del mercado editorial.

Lograr el mayor número de lectores para cada libro, mantener la complicidad con todos los eslabones de la cadena literaria, ser consciente de que muchas veces publica aquello que venderá "dentro de mucho y no ahora mismo" son, según el grupo Contexto, mandamientos del buen editor.

Y aunque atento al presente y al futuro, el editor debe ejercer como conservador de la memoria literaria volviendo la mirada a los autores del pasado.

A ello se añade un compromiso de "honestidad" con el lector que obliga a la "contención" en el número de novedades, "calidad" en los libros publicados y "sinceridad" en la comunicación con todos los sectores del libro.

Según ha sintetizado Solano, con este manifiesto han pretendido reflejar el modo en el que los nuevos editores literarios entienden su oficio, separándose de generaciones anteriores y aportando enfoques nuevos.