Saramago se recupera de una nueva recaída de su enfermedad respiratoria

  • Valladolid, 24 abr (EFE).- Una recaída en la enfermedad respiratoria que arrastraba desde finales de 2007 ha obligado al escritor José Saramago, de 86 años, a guardar reposo en su domicilio canario y a anular el compromiso contraído para el 6 de mayo con la 42 Feria del Libro de Valladolid, según fuentes de este certamen.

Valladolid, 24 abr (EFE).- Una recaída en la enfermedad respiratoria que arrastraba desde finales de 2007 ha obligado al escritor José Saramago, de 86 años, a guardar reposo en su domicilio canario y a anular el compromiso contraído para el 6 de mayo con la 42 Feria del Libro de Valladolid, según fuentes de este certamen.

Saramago, por prescripción médica, guarda reposo en su domicilio de Tías, en la isla canaria de Lanzarote, junto a su esposa, la periodista y traductora Pilar del Río, acaba de confirmar ésta al programa radiofónico "La ventana", de la Cadena Ser-Valladolid.

"En estos momentos y después de haber tenido esta recaída, depende de la voluntad de unos señores que tiene el título de doctores en Medicina y mandan un montón. Y como digan que no entra en un avión, pues no va a entrar", ha manifestado la esposa del Nobel portugués en una entrevista realizada por Carlos Blanco.

Invitado por el Ayuntamiento de Valladolid, organizador de la Feria del Libro, José Saramago tenía previsto una sesión de firmas y un encuentro con los lectores sobre su último libro, "El viaje del elefante" (Alfaguara), donde relata la verídica historia del paquidermo Salomón, que en el siglo XVI realizó un viaje desde Lisboa hasta Viena.

El animal pasó por Valladolid, entre otras ciudades en las cuales el autor de "La caverna" tiene la voluntad de desplazarse a lo largo de este año para presentar el libro.

La 42 Feria del Libro de Valladolid, que dirige el poeta hispano-peruano Diego Valverde Villena, se celebrará del 1 al 10 de mayo con la novedad de dos antologías literarias de Miguel Delibes: una sobre Valladolid y sus gentes, editada por Lunwerg, y otra de El Pasaje de las Letras sobre los perros de caza que el novelista y académico ha conferido el rango de protagonistas en su obra.