Comunicado aclaratorio sobre la detención de Gorka Ramos, periodista de lainformacion.com


Etiquetas

El periodista Gorka Ramos fue detenido en la noche del 4 de agosto por la Policía en Madrid. Ramos estaba cubriendo para lainformacion.com las manifestaciones de los ‘indignados’ por el centro de la ciudad. Por la noche, cientos de manifestantes se dirigieron a la sede del Ministerio del Interior, en el Paseo de las Castellana. En un momento dado, la Policía cargó contra los manifestantes. En esa carga, este redactor fue rodeado, asediado, agredido y pateado por varios miembros de la unidad antidisturbios. Luego fue detenido con esposas y llevado a la comisaría de Moratalaz y se le abrió un atestado por “atentado, resistencia a la autoridad, lesiones y desobediencia”. A las tres de la tarde del viernes 5, Ramos fue dejado en libertad. Desde lainformacion.com queremos hacer algunas aclaraciones sobre estos hechos, algunos de los cuales han dado lugar a informaciones erróneas: 1.- Gorka Ramos no es fotógrafo sino que trabaja en este diario digital como redactor de plantilla desde hace dos años. En estos momentos, es uno de los redactores de la sección Mundo.2.- Algunas informaciones afirman que Ramos agredió y hasta escupió a la Policía, pero en el vídeo que se ha difundido en todos los medios se ve que los policías antidisturbios rodean, derriban y patean a Ramos, mientras el periodista trata de explicarles que sólo pretende hacer su labor. Este redactor acudió a las protestas perfectamente acreditado y siempre mostró su disponibilidad a enseñar su identificación profesional. 3.- Otras informaciones añaden que Ramos había sido detenido con anterioridad tres veces en las manifestaciones del 15M. La única verdad es que el jueves pasado cubría por primera vez las movilizaciones, pues Ramos está asignado a la sección Mundo, no España. Por último, las imágenes muestran que la policía abusó de su fuerza y que no había motivos para agredir al periodista. Por esa razón, lainformacion.com se guarda el derecho de iniciar acciones legales contra los responsables de este abuso injustificado de la fuerza.