Audrey Tatou preestrena "Coco avant Chanel" vestida... de Chanel

  • París, 7 abr (EFE).- La actriz francesa Audrey Tatou, protagonista de "Coco avant Chanel" vistió, por supuesto, Chanel, en el preestreno del filme de la realizadora Anne Fontaine, seguido anoche de un "cóctel íntimo", informaron hoy los portavoces de la célebre firma de moda.

París, 7 abr (EFE).- La actriz francesa Audrey Tatou, protagonista de "Coco avant Chanel" vistió, por supuesto, Chanel, en el preestreno del filme de la realizadora Anne Fontaine, seguido anoche de un "cóctel íntimo", informaron hoy los portavoces de la célebre firma de moda.

Audrey Tatou lucía, en concreto, el "look 53" de la colección de alta costura para la primavera verano 2009, precisaron.

La actriz de "El código da Vinci" y "Amélie Poulin" fue fotografiada en los salones de la Joyería Chanel de la Plaza Vêndome, añadieron las fuentes.

Vestía para la ocasión un vestido blanco y negro de cóctel, de escote palabra de honor, combinado con un bolero de cuero negro, a juego con las sandalias que cubrían prácticamente todo el empeine.

Más allá de estas fotos y además del filme de inminente estreno, el público podrá ver a Tatou en acción en otra intensa relación cinematográfica con Chanel, pero a las órdenes del cineasta Jean-Pierre Jeunet, su director en "Amélie", para el nuevo y sofisticadísimo anuncio publicitario de la próxima campaña Chanel.

Lo que parece promover a Tatou como posible sucesora de su colega australiana Nicole Kidman en el papel de musa e imagen del mítico perfume Nº5, según afirman algunos especialistas del sector.

En cualquier caso, antes de que el excepcional cortometraje de Jeunet llegue a las pantallas grandes y pequeñas, cinéfilos y amantes de la moda podrán ver el nuevo trabajo de Tatou en la película de Anne Fontaine, en la que da vida a la intensa Gabrielle Bonheur Chanel, más conocida como Coco Chanel o Mademoiselle Coco.

Tatou descubrirá la vida a la famosa diseñadora, primogénita de una familia numerosa muy humilde, que a la muerte de su madre pasó parte de su infancia en un orfelinato, hasta que a los 18 años comenzó a trabajar en una sastrería.

Anne Fontaine inspiró su película en el manuscrito de Edmonde Charles-Roux, quien relató igualmente cómo la inteligentísima y audaz Coco Chanel llegó a abrir esa primera tienda que le llevaría a crear uno de los más fructíferos imperios de moda del mundo.