El diseñador Christian Lacroix presenta concurso de acreedores

Etiquetas

PARÍS (Reuters) - La casa de moda francesa Christian Lacroix, que arroja pérdidas, ha presentado un concurso de acreedores, afectada por el colapso global del gasto de los consumidores, según informó el jueves.

El grupo de moda, conocido por sus vestidos coloridos de estilo barroco, dijo que espera continuar operando mediante el permiso del tribunal para ser administrado y llegar a un acuerdo con sus acreedores.

Christian Lacroix se cambió a un mercado de ropa 'prêt-a-porter' conforme la demanda para ropa de lujo se debilita y ha sufrido del grave descenso de ventas en las tiendas, de las que dependía en gran medida.

La compañía, que nunca ha logrado beneficios desde que fue fundada hace 22 años, pertenece a la familia Falic, propiedad del grupo de tiendas minorista en aduanas Duty Free Americas.

Los Falic, que adquirieron la casa de moda al grupo de lujo LVMH en 2005, han tratado de encontrar un socio o comprador a Christian Lacroix desde hace más de un año, pero no han conseguido alcanzar un acuerdo.

"Este proceso, que estaba en su fase final, también se ha visto afectado por la crisis financiera y no pudo concluirse dentro de los plazos necesarios", dijo el consejero delegado de Christian Lacroix Nicolas Topiol en un comunicado.

"La compañía espera completar el procedimiento (legal) rápidamente y continuar desarrollando la marca".

En 2008, Christian Lacroix tuvo pérdidas de 10 millones de euros, mientras que los pedidos de su colección femenina 'prêt-a-porter' de verano bajaron un 35 por ciento.