CRISIS EN EL PSOE Estos son los 17 miembros de la Ejecutiva del PSOE que han presentado su dimisión

La alfombra roja evocará el "glamour" de la edad dorada de Hollywood

  • Los Angeles (EEUU), 18 feb (EFE).- La alfombra roja de los Óscar tratará de rememorar el "glamour" que marcó la edad dorada de Hollywood con una apuesta decidida por la formalidad y el blanco y negro, lejos del colorido y la ostentación de ediciones anteriores.

La alfombra roja evocará el "glamour" de la edad dorada de Hollywood

La alfombra roja evocará el "glamour" de la edad dorada de Hollywood

Los Angeles (EEUU), 18 feb (EFE).- La alfombra roja de los Óscar tratará de rememorar el "glamour" que marcó la edad dorada de Hollywood con una apuesta decidida por la formalidad y el blanco y negro, lejos del colorido y la ostentación de ediciones anteriores.

Los diseñadores han buscado evocar el estilo de divas como Ava Gardner o Grace Kelly en sus propuestas para la "pasarela" previa a la entrega de estatuillas, que pretende servir de vía de escape a los problemas derivados de la difícil situación económica.

"Los Óscar no están al margen de la crisis, eso se va a reflejar en una tremenda cantidad de combinaciones de blanco y negro y una joyería sencilla con especial presencia de brazaletes. Se está echando la vista atrás y se busca recuperar el 'glamour' de antaño", dijo a Efe el analista de moda y famosos Michael O'Connor.

Para él, los vestidos de la alfombra roja reducirán su paleta de colores a la mínima expresión, aunque nunca son descartables el rojo o azul marino, pero habrá diferencia con lo visto en los Globos de Oro donde las actrices llevaron tonos variados.

"Los Óscar son los premios más formales del cine y eso se notará", comentó O'Connor, que puso como ejemplo el estilo clásico lucido por la mexicana Salma Hayek en los Globos de Oro.

Este analista y diseñador de joyas, comentarista televisivo de la moda de los famosos, señaló como una actriz a tener en cuenta en el desfile por la alfombra roja a la joven Anne Hathaway, candidata al Óscar como protagonista de "Rachel Getting Married" (La boda de Rachel).

"Ha estado siempre entre las más destacadas de las alfombras rojas celebradas este año", comentó O'Connor, que apostó por un traje de Armani o Carolina Herrera para esta debutante en la ceremonia.

Entre las nominadas, habrá que seguir de cerca, además de Hathaway, a Kate Winslet, que vestirá clásica o Amy Adams que sobresalió a juicio de O'Connor en los Globos de Oro.

"Penélope Cruz es una de las famosas que apenas hace algo mal y generalmente está muy bien, o porque tiene muy buen gusto o por el apoyo de un estilista genial, una de las dos cosas", explicó en referencia a la forma de vestir de la española que a buen seguro estará entre las más fotografiadas.

"Va a ser un gran año para los Óscar", vaticinó O'Connor, "tras la crisis de 1929 la gente quería encontrar en los famosos una imagen a imitar, y Hollywood está volviendo hacia ese 'glamour'".

La pauta del estilo que paseará por la alfombra roja se puso en evidencia en los trajes que crearon los siete finalistas del "Desafío de diseñadores en los Óscar", un concurso puesto en marcha por la Academia de cine donde se hizo patente una clara vuelta al pasado.

"Me inspiró el antiguo 'glamour', adaptado a la actualidad para hacerlo más juvenil", declaró a Efe el diseñador Alan del Rosario. "Pensé en Ava Gardner, Sofía Loren, y la estética de los años 50", añadió, mientras presentaba un vestido palabra de honor en negro y seda rosa.

El cubano Robert Rodríguez, que pensó en Grace Kelly para su traje, constató que este año los colores no serán "tan subidos, sino blanco, beige y negro", una combinación que plasmó en su vestido en el que destacaba un tirante cruzado hecho a mano con cristales de Swarovski.

Los diseños de estos nuevos talentos de la moda estadounidense compitieron para conseguir que una de las presentadoras de la gala de los Óscar lleve su vestido en el evento.

El ganador se conocerá al inicio de la alfombra roja del domingo 22 de febrero, justo antes de la ceremonia, y será el resultado de los votos emitidos por los internautas en el portal de internet de los Óscar.

"Creo que la crisis ha hecho mucho daño a los diseñadores y los más pequeños están haciendo un esfuerzo extra para que las estrellas los conozcan y lleven sus creaciones porque es una referencia de estilo que luego se traslada a las tiendas", concluyó O'Connor.