La diseñadora chilena María Cornejo consolida su carrera y viste a la Primera Dama

  • Nueva York, 21 abr (EFE).- El nombre de María Cornejo se ha escuchado últimamente con insistencia, desde que la primera dama de EEUU, Michelle Obama, luciera varias de sus creaciones fruto de una carrera que con esfuerzo ha consolidado durante más de veinte años.

La diseñadora chilena María Cornejo consolida su carrera y viste a la Primera Dama

La diseñadora chilena María Cornejo consolida su carrera y viste a la Primera Dama

Nueva York, 21 abr (EFE).- El nombre de María Cornejo se ha escuchado últimamente con insistencia, desde que la primera dama de EEUU, Michelle Obama, luciera varias de sus creaciones fruto de una carrera que con esfuerzo ha consolidado durante más de veinte años.

Los diseños de Cornejo, que nació en Santiago de Chile y creció en Londres desde los once años, se venden en exclusivas tiendas de Europa, Asia y EEUU, y aunque de diferentes culturas y gustos las mujeres que los compran comparten que son "independientes, inteligentes, que no siguen la moda, que siguen lo que ellas quieran".

Son mujeres, afirmó, que no están ligadas a las tendencias, ni a las celebridades, no están atentas a lo que digan las revistas sobre la moda y a ellas van dirigidas sus creaciones.

"Mi propuesta es para una mujer independiente, que trabaja como yo, es inteligente y tiene su propio dinero. Otras no trabajan, pero todas tienen un punto de vista de la moda muy independiente", dijo a Efe en su nuevo atelier "Zero", que inauguró en febrero de este año en la zona conocida como NoHo en Manhattan, un área que ha atraído a muchos diseñadores.

"Esto no significa que no sigan la moda, sino que buscan cosas que les hacen sentirse bien y que les dan confianza en sí mismas", comentó Cornejo, cuya línea incluye además bolsos y accesorios para mujer, y que se extendió a zapatos y botas en colaboración con Eileen Shields.

Según la chilena, que planea lanzar una línea de gafas de sol y de trajes de baño, haber vivido en Inglaterra y Francia y trabajado en Italia y Japón han influido en su forma de vestir y en lo que hace.

"Tengo una manera de vestirme bastante internacional y cosmopolita, ya que he viajado mucho. Es una manera de vestir moderna y fácil para una mujer que trabaja y que viaja, y que no tiene tiempo para pensar tres horas qué se va a poner, sino que busca cosas que la hacen sentirse bien y que la hacen verse bien", argumentó.

Cornejo fundó en la década de los 80 en Tokyo (Japón) una firma con el diseñador británico John Richmond desde donde lanzó su línea "María Cornejo" y trabajó como consultora creativa para otras firmas como Joseph, Tehen y Jigsaw.

En 1996 se estableció en Nueva York y un año después abrió su atelier y tienda en el barrio Nolita del bajo Manhattan, donde dio vida a su línea "Zero (signo de mas) María Cornejo".

El pasado febrero, Cornejo, que tiene entre sus clientes a las actrices Cameron Díaz y Tilda Swinton y la cineasta Sofia Coppola, inauguró un nuevo y más amplio local, desde donde dirige desde entonces su empresa.

Pero, aseguró, no ha sido fácil abrirse paso en una ciudad tan competitiva como Nueva York, pero que a la vez ofrece oportunidades.

"Los americanos están muy abiertos a darte la oportunidad de, por lo menos, tratar de hacer algo si tienes nuevas ideas. Empecé a trabajar aquí, después de haberlo hecho para otra gente por muchos años, en un mercado que es muy saturado, donde hay cantidad de colecciones y diseñadores, y tratando de encontrar mi voz. Fue comenzar de nuevo", indicó.

"No puedo decir que ha sido fácil, sí hemos comenzado a tener éxito, pero no fue fácil", insistió y aseguró que lo más difícil de establecerse en la Gran Manzana "fue encontrar mi voz, mi estilo y que la gente apreciara lo que estoy haciendo".

Recordó que fue su abuela Graciela Cornejo, a quien llamaba "Ita", su primera maestra en este arte cuando tenía siete años.

"Ella me enseñó a tejer y a coser y yo me entretenía mucho con ella haciendo ropa a mis muñecas, pero nunca pensé realmente que fuera una carrera o algo así. Siempre pensé que era un pasatiempo lo que yo hacía con mi abuelita. Así empecé", indicó.

"Mis tías también se hacían su propia ropa. Mi tía Carmen estaba muy a la moda siempre. Fue soltera y siempre tenía dinero para comprarse cosas bonitas y me acuerdo de que tenía mucho estilo", recordó.

El nombre de Cornejo se ha mencionado en la prensa por su talento y haber vestido a Michelle Obama, entre esas ocasiones, cuando viajó por tren entre Filadelfia y Washington.

Los críticos de la moda se han referido a Obama como una mujer que gusta lucir sencilla pero elegante, que combina ropa de diseñadores con la que compra en tiendas populares, pero también de ser glamorosa cuando lo ocasión lo amerita.

Para Cornejo, la nueva primera dama es una mujer moderna como todas las que trabajan, "que si un día se le antoja usa ropa de diseñador y al otro día de Gap. "Es la manera moderna, donde la mujer no es esclava de la moda, como las jóvenes, la mujer de ahora se viste con libertad", finalizó. EFE