La Alhambra prevé invertir más de un millón de euros hasta 2015 para facilitar el acceso a los discapacitados

GRANADA, 29 (EUROPA PRESS)

El Patronato de la Alhambra y el Generalife prevé invertir hasta 2015 más de un millón de euros en medidas encaminadas a mejorar el acceso al recinto para las personas discapacitadas, lo que, según un estudio de 'La Caixa', podrá llevarse a cabo en un 70 por ciento del conjunto monumental.

La Alhambra, enclavada en una colina con múltiples pavimentos irregulares, nació con la idea de ser una fortaleza militar inexpugnable y presenta por ello problemas de accesibilidad que comenzarán a ser subsanados por el Patronato a partir del estudio de viabilidad elaborado por la 'Fundación La Caixa', que también advierte de que un 10 por ciento del recinto "no puede ser accesible por las condiciones del terreno", como sucede en el entorno de la Torre de la Vela.

El resto del monumento, un 20 por ciento, necesitará de la aplicación de las nuevas tecnologías para llegar a ser accesible o que las personas con discapacidad cuenten con la ayuda de terceros para ser desplazadas por este lugares.

El informe propone la supresión de barreras arquitectónicas y actuaciones de arquitectura efímera --plataformas, barandillas y rampas-- que permitan mantener intacto el conjunto monumental. Así, se empezará por adaptar a las personas discapacitadas la zona de aparcamientos, las taquillas y los servicios, al ser las que menos complicaciones conllevan en lo que a la conservación del patrimonio se refiere.

El director del estudio, el arquitecto Enrique Rovira Beleta, aludió en rueda de prensa a la posibilidad de colocar sillas de ruedas y andadores en los aparcamientos, además de audio guías para personas ciegas.

También se habilitará una señalización por todo el recinto que estará traducida al braille y contará con tratamientos en alto relieve, así como contrastes de colores, mientras que el estudio también propone crear pantallas táctiles pensadas para personas ciegas y sordas.

Entre estas medidas también figura la de instalar un ascensor en el Palacio de Carlos V, una iniciativa que aunque está "muy avanzada" se aplicaría a medio y largo plazo, según señaló la directora del Patronato de la Alhambra y Generalife, María del Mar Villafranca.

La idea es incorporar todas las medidas de accesibilidad que recoge el estudio en el periodo temporal que marca el Plan Director de la Alhambra (2007-2015) a fin de que el recinto sea accesible para todos, según explicó la consejera de Cultura, Rosa Torres, quien recordó que la cultura "no es sólo un bien común sino también un derecho".

La Alhambra recibe dos millones de visitas al año y de éstas 150 diarias son de personas con movilidad reducida o problemas sensoriales a las que el Patronato quiere hacer más cómodo su recorrido.