El Auditorio cumple diez años con un concierto "único en Europa" que reúne a Lorin Maazel con el Orfeón Donostiarra

OVIEDO, 01 (EUROPA PRESS) El Auditorio Príncipe Felipe de Oviedo celebrará el próximo 16 de mayo sus diez años en la capital del Principado con un concierto extraordinario "único en Europa" que reunirá a Lorin Maazel dirigiendo a 'La Symphonica Toscanini' y al Orfeón Donostiarra, según explicó en rueda de prensa el asesor Artístico de la Concejalía de Cultura del Ayuntamiento de Oviedo, Cosme Marina. Por su parte, el concejal de Cultura, José Suárez Arias-Cachero, recalcó que es un hecho constatado que un evento de la magnitud de este concierto no ha recibido ningún tipo de ayuda por parte de la Consejería de Cultura del Principado de Asturias. "El auditorio fue una iniciativa del Alcalde con las consecuencias favorables que todos pudimos vivir y que seguimos viviendo en temas de turismo de congresos", expresó Cachero y añadió que el Auditorio ha ayudado a situar a Oviedo como la capital del turismo en Asturias. La orquesta dirigida por Lorin Maazel interpretará la Sinfonía número 9 de Beethoven y contará con las voces de Nancy Gustafson, soprano; Verónica Simeoni, mezzosoprano y premio Pavarotti; Roberto Saccà, tenor; Attila Jun, bajo y la participación del Orfeón Donostiarra, premio Príncipe de Asturias de las Artes. Las entradas para los abonados ya están a la venta desde el pasado 28 de marzo y se mantendrán hasta el día 3 de abril. "Actualmente se están vendiendo a buen ritmo pero aún es pronto para tener algún dato más", expresó Cachero y detalló que las entradas para el público general se pondrán a la venta a partir del día 4 y tendrán un coste de 90 euros en el patio de butacas y 70 en el anfiteatro. "Con motivo de lo ajustado de la agenda del director, la última función de la zarzuela 'Marina' prevista para el día 16 de mayo pasa al 17 de mayo, siendo válido el mismo abono o localidad", explicó el concejal de Cultura en el Ayuntamiento de Oviedo. Para el asesor artístico de la Concejalía, es un "esfuerzo grato" ya que no era fácil preparar un concierto extraordinario en el Auditorio. "Había que buscar un concierto sinfónico coral de primera línea y ha supuesto un reto para la consejería", expresó. Este concierto extraordinario, según Marina, es un "puzzle" que reúne a varias de las "mejores piezas" del panorama musical mundial. "Se tendrá que esperar mucho tiempo para poder repetir algo así en Oviedo", manifestó Cosme Marina asesor de la Concejalía de Cultura del Ayuntamiento. El concierto reunirá en el escenario un mínimo de 160 personas y un máximo de 180 entre músicos, solistas y coro. "Será la primera vez que se realice un concierto de estas características con la novena de Beethoven en Europa ya que no se trata de una gira del director", concluyó Cosme Marina.