La Guerra de las Galaxias deja la ficción de la mano de su música y de C-3PO

  • Londres, 9 abr (EFE).- La Guerra de las galaxias abandona temporalmente la ficción y se hace realidad a través de los temas de su banda sonora y con la colaboración del actor que encarnó al androide C-3PO, en un espectáculo que se estrena mañana en Londres.

Londres, 9 abr (EFE).- La Guerra de las galaxias abandona temporalmente la ficción y se hace realidad a través de los temas de su banda sonora y con la colaboración del actor que encarnó al androide C-3PO, en un espectáculo que se estrena mañana en Londres.

El intérprete Anthony Daniels como narrador, la Royal Philarmonic Orchestra de Londres, cuarenta coristas y un vídeo en el que se repasan los momentos clave de la película que encumbró al director George Lucas son los ingredientes del montaje, que está previsto que viaje por Europa aunque aún se desconocen tanto las fechas como qué ciudades visitará.

El espectáculo lleva por título "La Guerra de las Galaxias: un viaje musical", y por lo que se vio en los ensayos del miércoles, a los que tuvo acceso Efe, pretende hacer revivir al público la emoción de los mejores instantes de la saga más taquillera de la historia del cine mediante la música compuesta por John Williams.

Un total de 86 músicos pertenecientes a la prestigiosa orquesta filarmónica de Londres y dirigidos por Dirk Brossé se encargan de dotar de ritmo al espectáculo, acompañados por el coro, las imágenes que se suceden en una pantalla gigante y las luces, que también siguen el ritmo de la música.

El actor británico Anthony Daniels, quien encarnó en la pantalla al androide dorado C-3PO, se encarga de ir explicando el argumento de la saga al público de forma cronológica, sin respetar el orden en que aparecieron cada una de las seis películas que la conforman.

Todo está a punto para que mañana dé comienzo la primera función del montaje en el recinto O2 Arena del este de Londres, aunque el miércoles todavía se podía ver cómo se ultimaban algunos detalles.

El propio Dirk Brossé dio muestras del grado de perfección que desea alcanzar para este espectáculo al pasarse más de una hora a solas con el coro después de acabar el ensayo general, para repetir una y otra vez varios fragmentos de uno de los temas principales.

De la puesta en escena sólo destaca el gran tamaño de la pantalla utilizada, así como su resolución que, según fuentes de la productora, es superior a la utilizada nunca antes en este tipo de montajes.

El espectáculo se centra en la calidad de la composición de John Williams, cuyo estilo recuerda al de grandes clásicos como Wagner, por ejemplo, según él mismo ha reconocido en varias entrevistas, en un intento de que la banda sonora sonara familiar y se alejara del futurismo del que sí hace gala la película.

El también autor de otras muchas bandas sonoras míticas, como la de "E.T." o "Indiana Jones", consiguió un Oscar con la primera entrega de "La Guerra de las galaxias", aunque en su palmarés figuran otras cuatro estatuillas por otros filmes.

Actores como Harrison Ford en el papel de Han Solo, Carrie Fisher como la princesa Leia o Mark Hamill representando a Luke Skywalker se suceden en la pantalla junto a los protagonistas de las últimas entregas, Natalie Portman, Samuel L. Jackson o Ewan McGregor, entre otros.

Desde la productora del espectáculo no se concretó el coste total que ha supuesto el montaje, del que se ofrecerán los primeros pases el viernes y el sábado en Londres, aunque el desembolso ha ascendido a "varios millones de libras".