Desmantelan en Ecuador captadora ilegal de dinero y detienen tres colombianos

  • Quito, 16 abr (EFE).- La Policía de Ecuador desmanteló en Quito una presunta empresa ilegal de captación de dinero y detuvo a tres ciudadanos colombianos, mientras que cuatro ecuatorianos están implicados en el caso, informó hoy la institución.

Desmantelan en Ecuador captadora ilegal de dinero y detienen tres colombianos

Desmantelan en Ecuador captadora ilegal de dinero y detienen tres colombianos

Quito, 16 abr (EFE).- La Policía de Ecuador desmanteló en Quito una presunta empresa ilegal de captación de dinero y detuvo a tres ciudadanos colombianos, mientras que cuatro ecuatorianos están implicados en el caso, informó hoy la institución.

En la operación, la Policía se incautó de 6.385 dólares "recaudados a diversos clientes inversionistas" así como varias computadoras, impresoras, teléfonos celulares, pasaportes y cédulas colombianas y ecuatorianas", detalla un comunicado.

El operativo "desmanteló una presunta captadora ilegal que pagaba intereses superiores a los permitidos por la ley de "piramidación de activos" y fue llevado a cabo por el Grupo de Apoyo Operacional (GAO) de la provincia de Pichincha, el pasado lunes al norte de la capital ecuatoriana, añade el texto.

Rafael Yépez, director de la Policía Judicial informó que el modus operandi de esta organización, "que se dedicaba al ilícito negocio de reunir dinero al margen del sistema bancario", era mediante la entrega de publicidad de sus actividades donde inducía a los ciudadanos "a obtener ganancias de la manera más fácil".

En total fueron aprehendidos siete hombres "considerados organizadores, secretarios, enganchadores y miembros de seguridad" de la empresa, aunque tras su comparecencia ante el juez, cuatro de ellos, de nacionalidad ecuatoriana, quedaron en libertad.

Entre los tres ciudadanos colombianos detenidos se encuentra José Israel Villalobos, al parecer, el líder de la empresa y quien "en otra oportunidad había sido detenido en EE.UU. por narcotráfico".

El negocio consistía en que los ciudadanos "invertían" 100 dólares "como inscripción y en dos semanas recibían 600 dólares de intereses, con la condición de llevar a otros clientes para alcanzar la forma piramidal", explicó la Policía en el comunicado.