El Grupo Español de Cáncer de Pulmón pide prohibir fumar en todos bares y restaurantes de cara al Día Mundial Sin Tabaco

Creen que la actual Ley del Tabaco es "laxa" y ha tenido "efectos muy limitados", ya que se permite fumar en el 80% de los locales

MADRID, 26 (EUROPA PRESS)

El Grupo Español de Cáncer de Pulmón (GECP) pidió hoy que se prohíba fumar en todos los lugares públicos, "con independencia de su superficie", ya que la actual Ley del Tabaco tiene en la práctica "efectos muy limitados" porque permite fumar en restaurantes y bares de menos de 100 metros cuadrados, "el 80 por ciento del total".

Con motivo de la celebración este domingo, 31 de mayo, del Día Mundial Sin Tabaco, el GECP recuerda que cada español mayor de 16 años consume una media de 2.225 cigarrillos al año, una cifra muy superior, dicen, a la media de países europeos como Bélgica (1763), Alemania (1.495) o Francia (876) e incluso de Estados Unidos (1.196).

Según explica el doctor José Miguel Sánchez, responsable de la Unidad de Pulmón del Hospital 12 de Octubre de Madrid y miembro del GECP, "las cifras son rotundas" porque, "mientras en otros países de nuestro entorno se han aplicado con dureza las medias antitabaco, en España la legislación ha sido más laxa".

"Hoy está permitido fumar en restaurantes y bares de menos de 100 metros cuadrados, que suponen el 80 por ciento del total, con lo cual los efectos prácticos de las medidas son muy limitados", acotó el experto, para quien, "las personas que viven con fumadores tienen entre un 15 y un 20 por ciento más de probabilidades de desarrollar un cáncer de pulmón a causa del tabaquismo pasivo".

FUMAR, UN HÁBITO TODAVÍA "ACEPTADO" EN ESPAÑA

El experto también hace hincapié en la necesidad de informar a los grupos de edad más vulnerables ya que, "como ocurre con la mayor parte de los problemas sanitarios, es imprescindible una mayor información, especialmente a los jóvenes para que conozcan sus efectos nocivos reales y no se inicien en su consumo".

"La edad de inicio se sitúa entre los 14 y los 17 años, por tanto, es imprescindible que el mensaje llegue muy claro a la población adolescente: el tabaco es causa de enfermedades crónicas graves cardio-pulmonares y de cáncer de pulmón", recalcó el doctor.

El grupo considera que en España, a diferencia de otros países, el tabaco sigue siendo un hábito "aceptado socialmente", ya que los propios fumadores no son conscientes de los perjuicios que provoca. "Somos intolerantes con las 5.000 muertes anuales por accidentes de tráfico, pero no nos escandalizamos por las 54.000 personas que mueren cada año como consecuencia directa del tabaco", apuntó.

Tanto jóvenes como mujeres son grupos de especial protección según los investigadores del GECP, que destacan que el 23% de los adolescentes ya son fumadores, mientras que las chicas han superado este porcentaje y ya alcanzan un "preocupante" 33 por ciento, por encima de países como Suecia o Reino Unido. "Es decir, una de cada tres adolescentes españolas es fumadora frente a uno de cada cuatro chicos", apunta el doctor Carlos Camps, miembro del GECP y jefe de Oncología del Hospital General de Valencia.

España se encuentra entre los países con mayor prevalencia de tabaquismo femenino. Así, mientras la última Encuesta Nacional de Salud, perteneciente al año 2006, reflejaba un porcentaje de fumadoras del 21,5 por ciento, en la actualidad, según último informe del Atlas Mundial del Tabaco elaborado por la American Cancer Society, las mujeres fumadoras ya representan el 30,9 por ciento.

CONCURSO DE CORTOS CONTRA EL TABACO

Este informe también sitúa a España entre los diez países del mundo con mayor número de fumadoras, con más de 4,7 millones. "Las mujeres son más reticentes a abandonar el hábito del tabaco porque lo asocian a un aumento de peso y, sin embargo, no son consciente que recientes estudios han demostrado que son más susceptibles que los hombres a los efectos dañinos del humo", añadió el doctor Camps.

Ante esta situación, el GECP ha puesto en marcha la primera campaña para concienciar a los más jóvenes sobre el cáncer pulmonar. Se trata de un concurso de cortometrajes que bajo el lema 'Deja de Fumar Ya: un minuto contra el cáncer de pulmón', ha propuesto a los jóvenes que plasmen en un minuto las consecuencias negativas de este hábito.

Quienes deseen participar deberán 'colgar' sus cortos directamente en la web 'www.cortosdejadefumarya.com', donde también se pueden visionar los trabajos participantes y votar por el mejor, ya que, además del premio del jurado, dotado con 3.500 euros, habará un premio del público, que se concederá al corto más votado por los internautas y que tendrá una dotación de 1.000 euros.