Fumadores cambian cigarros por pipas en Príncipe Pío para intentar dejar de fumar

MADRID, 31 (EUROPA PRESS)

Numerosos fumadores se acercaron durante esta mañana hasta la explanada del centro comercial de Príncipe Pío, en Madrid, para cambiar sus cigarrillos por bolsas de pipas e intentar dejar de fumar en el Día Mundial sin Tabaco que se celebra hoy.

Este era el caso de Carmen, una madrileña que aseguró a Europa Press que esta iniciativa de la Asociación Norteamericana del Girasol "es fenomenal", y que contó que lleva "un mes sin fumar" y, que aunque ha necesitado "un poquito de ayuda" porque durante los primeros días tuvo "ansiedad", "lo lleva muy bien".

"Si fumas estás todo el rato pendiente de salir a algún sitio donde puedas fumar. Ahora estoy tranquila y no tengo ansiedad, muy independiente", se enorgulleció.

Por su parte, un "fumador esporádico" que también se acercó hasta la explanada y que cambió un cigarrillo por una bolsa de pipas, indicó que le parecía "magnífica" la propuesta para "animar a la gente a que deje de fumar".

Por el contrario, un joven que había "roto" un cigarro para cambiarlo por pipas sostuvo que no era "un buen cambio". Así, reconoció llevar fumando desde los "doce años" y fumar "un paquete al día" en la actualidad. Así, señaló que no lo piensa dejar hasta los "veinte años".

Por último, una señora que lleva "40 años fumando" señaló que hoy por ser el Día Mundial sin Tabaco aguantará durante "cinco o seis horas" sin fumar, pero apuntó que las "crisis de ansiedad" que le dan cuando no fuma no le permitirán aguantar más.