Médicos de AP critican la "progresiva relajación" en el cumplimiento de la Ley Antitabaco y piden que se amplíe

Nueve hombres y una mujer mueren cada día en Galicia por patologías relacionadas con el tabaquismo y 300 al año por el tabaquismo pasivo

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 25 (EUROPA PRESS)

La Asociación Galega de Médicos de Familia (Agamfec) denunció hoy la "progresiva relajación" en el cumplimiento de la L3ey Antitabaco y demandó al Gobierno central que se amplíe porque "ya hizo su función y hay que cambiarla".

En rueda de prensa, el coordinador del Grupo de Abordaje al tabaquismo en España, Xulio Castañal, manifestó "que a pesar de que la ministra dice que la ley tiene un recorrido, ya hizo su función". "Estamos en la cola de Europa", sostuvo.

Así, aseguró que la sociedad "está preparada para que la ley avance más", como así lo afirmá un 70 por ciento de los participantes en la 'Encuesta anual sobre hábitos de consumo de tabaco y tabaquismo', realizada en toda España por la semFYC con 3.984 encuestados, y en Galicia por Agamfec con 219 personas en 10 centros de salud gallegos.

Al respecto, la responsable de 'Semana sin humo' en Galicia, Belén Iglesias, señaló que "nueve hombres y una mujer" mueren cada día en Galicia por enfermedades derivadas del consumo de tabaco, mientras que cada año 300 perecen por el tabaquismo pasivo.

También recalcó que "la mitad de los que dejan de fumar pueden evitar una muerte prematura". Además, Iglesias apuntó que, en relación con la muerte súbita de bebés de entre 0 y 2 años, tiene "clara influencia" el tabaquismo materno. La encuesta estatal pone de manifiesto que "uno de cuatro fumadores cree que el humo no perjudica a los niños". "Claro que sí lo hace", subrayó Castañal.

NO FUMAR EN CASA

Los médicos de familia piden a los gallegos que los hogares sean espacios "completamente libres de la contaminación de tabaco". "El mensaje es que se abstengan a fumar en casa porque los que no lo hacen no tiene porque tener el problema del tabaquismo asociado", afirmó.

Asimismo, el colectivo de profesionales sanitarios reivindicó que se amplíe la ley del tabaco a todos los locales públicos "y estén al cien por cien libre de humo".

Al respecto, Castañal manifestó que esa ampliación "beneficiará a los que fuman y a los que no" y recordó que a los pocos meses de aplicarla en países como Italia se redujo la tasa de fumadores y de infartos de miocardio relacionados con el tabaquismo. También incidió en la situación de los trabajadores de cafeterías y establecimientos hosteleros que "tienen que respirar cuando trabajan humo de tabaco".

Agamfec reclama también que los fármacos que ayudan a dejar de fumar estén dentro del catálogo del servicio sanitario. Castañal dijo que "cuando menos duplican la posibilidad de dejar de fumar". "Este coste-efectividad supera a otros tratamientos", apostilló.

En cuanto a las normas sobre fumar dentro de casa --excepto en espacios exteriores--, la encuesta realizada refleja que en el 43 por ciento de los hogares nadie puede fumar dentro; en el 35 por ciento sólo en algún lugar del interior; y en el 20 por ciento en todas las partes. El trabajo concluye que estas normas sólo se cumplen en el 86 por ciento de los casos.

ENCUESTA

El tabaquismo activo representa la primera causa de muerte evitable en Europa y el pasivo, la tercera. Por ello, Belén Iglesias indicó que dejar de fumar "es la mejor inversión en salud, libertad y en vida".

La encuesta realizada señala que la prevalencia de fumadores se está estancando en un 30 por ciento. De seguir esta tendencia, el vicepresidente de Agamfec, Xesús Sueiro, afirmó que que "sería un fracaso para todos".

Los datos revelan que la tasa de fumadores en Galicia se sitúa en el 29 por ciento, porcentaje similar al año pasado, y la edad a la que se empieza a fumar regularmente es a los 17 años.

El 71 por ciento de los encuestados está de acuerdo en que debería estar prohibido fumar en todos los espacios públicos, incluidos bares y restaurantes; y casi la mitad de los fumadores opinan del mismo modo. En cuanto al tabaquismo pasivo, sólo el 20 por ciento de los fumadores evita siempre o casi siempre encender cigarros cuando comparten espacios cerrados con personas no fumadoras.

El trabajo demoscópico pone de manifiesto que el 92 por ciento de los encuestados está de acuerdo con que el humo del tabaco del otro es nocivo, y al 77 por ciento le resulta molesto el humo.

De los encuestados, el 16 por ciento de los fumadores admite que estaría preparado para dejar el tabaco en el próximo mes, frente al 72 por ciento de la encuesta de 2008. Muchos de ellos, según recalcó Agamfec, necesitaría ayuda de profesionales sanitarios porque el 24 por ciento ya hizo algún intento desde el 1 de enero de este año. Además, el 32 por ciento se propuso dejarlo en los últimos 12 meses y un 51 por ciento tiene "una dependencia elevada".

Finalmente, la encuesta recoge que el 87 por ciento piensa que el tabaquismo pasivo causa cáncer de pulmón; el 94 por ciento que es peligroso para las embarazadas; y el 80 por ciento que causa infarto de miocardio.