Capdevila defiende los servicios sociales como sector "clave" para salir de la crisis

BARCELONA, 17 (EUROPA PRESS)

La consellera de Acción Social y Ciudadanía de la Generalitat, Carme Capdevila, defendió hoy los servicios sociales catalanes como un sector "clave" para salir de la crisis económica y poder realizar el cambio de modelo productivo necesario.

Capdevila hizo estas declaraciones durante una conferencia organizada por el Forum Europa, en la que apostó por hacer "cambio profundos" en el modelo económico, que sólo serán posibles construyendo "una economía productiva que se base en sectores competitivos".

Entre estos, destacó el de los servicios sociales, cómo sector "emergente" que está creando empleo y lo continuará creando. "Hay que aprovechar para formar personas y traspasar contingentes de parados hacia este sector", apuntó.

Criticó que las ganancias económicas conseguidas hasta ahora no se han distribuido correctamente y que la sociedad está viviendo ahora las consecuencias, por lo que instó a "prevenir antes que curar".

En este contexto, defendió el nuevo sistema de servicios sociales que se está implantando en Catalunya --en gran parte a raíz de la aprobación de la Ley de Dependencia y la de Servicios Sociales-- y aseguró que el Govern "vela por que no se rompa el equilibrio" entre el Tercer Sector Social, la Administración y las empresas privadas. Aseguró que existe la voluntad de trabajar conjuntamente los tres actores "consolidando relaciones y coordinando políticas".

105 MILLONES EN 2008 PARA DEPENDENCIA

La consellera explicó que, junto a los 62 millones que el Gobierno central destinará este año a Catalunya a través del Fondo estatal de inversión local, la Generalitat invertirá otros 43 para ampliar la red de atención a los dependientes, lo que permitirá crear 9.000 puestos de trabajo.

Capdevila reconoció que la Ley de Dependencia tiene un problema de financiación que hay que resolver y valoró que, de momento y tras las peticiones de Catalunya, el Gobierno está dando respuestas "positivas", como el anuncio el pasado miércoles la nueva ministra de Sanidad y Políticas Sociales, Trinidad Jiménez, de que el 'nivel acordado' deja de distribuirse sólo en función de la población y se da un 20 por ciento en función de las personas evaluadas.

Explicó que se ha creado una comisión sobre financiación que antes de junio tiene que dar unas conclusiones para que los avances en este campo se puedan empezar a aplicar en los Presupuestos Generales de 2010. La consellera señaló que es necesario tener una ley "sostenible" con cobertura para todos los ciudadanos, y lamentó que las expectativas y las respuestas que ha dado la norma "han ido en líneas divergentes".

También defendió que alcanzar un "buen" acuerdo de financiación tiene que permitir "mejorar las políticas y prestaciones sociales" y aseguró que parte de la situación actual es consecuencia del "déficit histórico" en inversión en servicios sociales que ha seguido el Estado en los últimos años.