FUNDACIÓN ADANA PIDE A LAS COMUNIDADES QUE IMPULSEN UNIDADES MULTIDISCIPLINARES PARA ABORDAR EL TDAH

- En Lleida se ha creado un centro público multidisciplinar para familiares y afectados por trastorno de hiperactividadMADRID, 01 (SERVIMEDIA)Fundación Adana pidió hoy a los responsables sanitarios de las comunidades autónomas que impulsen centros multidisciplinares de atención a familiares y afectados por trastorno por déficit de atención e hiperactividad (TDAH), como el creado recientemente en Lleida.Según han informado los impulsores del centro leridano de atención multidisciplinar a familiares y afectados por TDAH, se trata de "la primera unidad" multidisciplinar pública de este tipo que hay en España, donde se calcula que entre el 3% y el 7% de los niños padecen trastorno por déficit de atención e hiperactividad.Esta unidad nace como fruto del acuerdo entre varios centros de salud de la región de Lleida: el Centro de Salud Mental Infantil y Juvenil de Lleida, el Centro Asistencial de San Juan de Dios de Lleida, el Hospital Universitario Aranau de Vilanova (especializado en neurología) y el Hospital Santa María de Lleida (especializado en psiquiatría de adultos). Estos centros trabajarán en equipo y de forma coordinada con equipos de psiquiatras infantiles, neuropediatras, psicólogos, neurólogos, terapeutas ocupacionales y enfermeros, volcados en la atención de niños y adultos con TDAH. Además, la nueva unidad pública de atención multidisciplinar de Lleida ofrecerá formación sobre el TDAH a todos los miembros de la familia, para facilitarles la convivencia con los afectados.En opinión de Isabel Rubio, presidenta de Fundación Adana, la formación de padres y educadores sobre el TDAH "es muy importante", pues el niño con este problema se mueve en un mundo de adultos que, por lo tanto, ha de conocer sus necesidades y especificidades.En este sentido, Rubio subrayó a Servimedia que hasta ahora este tipo de formación e información ha partido siempre de asociaciones de padres de niños con trastorno de hiperactividad, con el consiguiente coste económico que implica, por lo que "sería muy bueno" que fueran las instituciones públicas las que fueran asumiendo estos cometidos en todas las comunidades.Del mismo modo, la presidenta de Adana insistió en la importancia de que se afine más en el diagnóstico de este problema, que ahora tarda en definirse y tratarse entre tres y cinco años, y en que se ofrezca "un buen tratamiento psicológico" a los afectados, "que no siempre se da".Igualmente, la representante de esta fundación, que trabaja para mejorar la calidad de vida de niños con TDAH, apostó por generalizar el seguimiento hasta la edad adulta de las personas que sufren este trastorno y evitar con ello muchos problemas.(SERVIMEDIA) 01-MAR-10 IGA/caa