Arranca en Pamplona el II Congreso Internacional sobre Dependencia y Calidad de Vida

Hasta el miércoles expertos nacionales e internacionales abordarán aspectos ligados a la dependencia y plantearán perspectivas de futuro

PAMPLONA, 11 (EUROPA PRESS)

El presidente del Gobierno de Navarra, Miguel Sanz, inauguró esta mañana el II Congreso Internacional sobre Dependencia y Calidad de vida, organizado por la Fundación Edad&Vida, en colaboración con el Ejecutivo foral y el Imserso, en el que una treintena de expertos nacionales e internacionales realizarán un balance de la Ley de Promoción de la autonomía personal y atención a la dependencia, y plantearán perspectivas de futuro.

En el acto de inauguración del congreso, que se celebra desde hoy hasta el miércoles en el Baluarte de Pamplona, Sanz estuvo acompañado por el secretario general de Política Social del Ministerio de Sanidad y Política Social, Francisco Moza; la alcaldesa de la ciudad, Yolanda Barcina; la consejera de Asuntos Sociales, Familia, Juventud y Deporte, Maribel García Malo, y el presidente de Edad&Vida, Higinio Raventós, entre otros.

El evento reunirá en la capital navarra a más de 550 participantes, entre representantes de administraciones, agentes sociales de los sectores implicados en el desarrollo de la ley, asociaciones de mayores, ayuntamientos, así como académicos implicados en el desarrollo de políticas de atención a la dependencia y mejora de la calidad de vida de las personas mayores. La princesa de Asturias, Letizia Ortiz, y la ministra de Sanidad y Política Social, Trinidad Jiménez, serán las encargadas de clausurar el congreso.

Durante estos tres días, los asistentes al congreso abordarán aspectos ligados a la dependencia, como el modelo sociosanitario, la financiación del sistema de atención a la dependencia, los profesionales de atención o las farmacias y los productos sanitarios. Asimismo, se tratará la prevención, la calidad y la acreditación, las nuevas tecnologías aplicadas a las personas mayores, así como su aprendizaje y aplicación para la mejora de la autonomía personal.

El presidente del Ejecutivo foral, Miguel Sanz, destacó durante su discurso que constituye "un gran honor" para la Comunidad foral acoger la celebración del II Congreso sobre Dependencia, ya que "esperamos mucho de sus aportaciones en este campo, que es una de las áreas de acción prioritarias de nuestras instituciones".

Sanz recordó que Navarra es la primera comunidad autónoma en "tramitar y dar vigencia a una Ley propia de Servicios Sociales", además de la aprobación en junio de 2008 de la Cartera de Servicios Sociales, pasos "decisivos" para la sociedad navarra que "ha alcanzado un notable grado de madurez y ha mostrado su interés y compromiso por avanzar decididamente en este sentido".

Según manifestó, esta iniciativa "prioritaria" en materia de Servicios Sociales se enmarca en "una apuesta general y rotunda por la calidad y muy especialmente por la calidad de vida de las personas". "Nuestro objetivo permanente es conseguir que las personas que residen en nuestro territorio vivan bien, tengan atendidas sus necesidades y puedan desempeñar su profesión, sus habilidades y aficiones del mejor modo posible", apuntó.

DIGNIDAD DE LOS MAYORES

En esta misma línea, el secretario general de Política Social del Ministerio de Sanidad y Política Social, Francisco Moza, consideró que en una sociedad desarrollada "como la nuestra" el desafío es "mantener siempre el respeto y la dignidad de las personas mayores ofreciéndoles prestaciones y servicios que mejoren su calidad de vida y que incrementen su autonomía personal con políticas adaptadas a las necesidades de cada uno de ellos".

Moza puso de relieve que en los dos años que lleva en marcha la ley de Dependencia, ya son 650.000 personas las que tienen reconocido este derecho, aunque reconoció que la cifra "no es suficiente" y que "se deben reducir los tiempos de respuesta".

Por su parte, la alcaldesa de Pamplona, Yolanda Barcina, agradeció la elección de Pamplona para albergar este congreso de "máxima calidad" en el que se "avanzará en materias que influye en las personas".

Barcina recalcó que el pasado año, a través del servicio de atención a domicilio del Ayuntamiento pamplonés, más de 2.000 personas recibieron diferentes ayudas, y mostró su convencimiento de "seguir aplicando estas medidas para la atención a personas mayores que han propiciado el progreso y tienen que seguir siendo el centro de la sociedad".