La Campaña del Frío municipal atendió a 2.254 personas entre noviembre y marzo, un 37,68% más que en 2008

Según el último recuento, 535 indigentes pernoctan habitualmente en la calle, por lo que en Madrid hay unos 1.885 indigentes

MADRID, 15 (EUROPA PRESS)

La Campaña del Frío, que se desarrolló en Madrid entre el 25 de noviembre y el 31 de marzo, atendió a 2.254 personas en 127 días, un 37,68 por ciento más que los 1.635 usuarios que acudieron a esos recursos el año pasado por un "invierno especialmente duro por el frío y las nevadas", y que la delegada de Familia y Servicios Sociales, Concepción Dancausa, también atribuyó a la crisis económica.

De las personas que se dirigieron a los albergues municipales, 2.077 eran hombres (el 92 por ciento) y cerca del 70 por ciento, extranjeros. La media de edad fue de 40 años y el 34 por ciento de estas personas fueron derivadas a otros recursos de la red estable municipal (773 personas), por lo que el nivel medio de ocupación de los recursos del Ayuntamiento alcanzó el 95 por ciento, con 357 plazas ocupadas de media cada día.

En total, la Campaña del Frío del Consistorio pone a disposición de los 'sin techo' 1.659 plazas en albergues para pasar la noche --1.302 de la red estable y 357 específicas--, así como comedores y transporte hasta los albergues, y el apoyo de entidades privadas de acogida. El presupuesto de esta iniciativa fue de 937.326 euros este año, un 6,48 por ciento del total destinado este año al Programa Municipal de Personas Sin Hogar.

En concreto, los pabellones de la Casa de Campo (57 plazas para hombres y 30 para mujeres) han atendido a una media de 80 personas por noche, con un índice de ocupación del 93 por ciento hasta sumar 825 usuarios. De ellos, el 79 por ciento eran hombres (653 personas) y más del 55 por ciento, extranjeros.

El equipo alternativo de Villa de Vallecas (130 plazas) atendió a 119 personas cada noche (91 por ciento de ocupación), con un total de usuarios de 614 hombres. Cerca del 67 por ciento tenían nacionalidad extranjera. Por su parte, el Centro Municipal de Emergencia Social (CEMUSA, 30 plazas) atendió a 75 personas con una media de 29 diarios (98 por ciento de ocupación). Todos ellos eran hombres y más del 61 por ciento, extranjeros.

En el Centro de Acogida para Extranjeros-Cruz Roja se atendió a 59 personas por noche, con un total de 809 individuos que han pasado por estas instalaciones (98 por ciento de ocupación). En concreto, de estos hombres, todos extranjeros, el 43 por ciento eran africanos y el 39 por ciento procedían de diversos países del continente europeo.

Además, el Ayuntamiento cuenta con medio centenar de plazas en pensiones, que suponen 5.500 estancias a lo largo de toda la Campaña. La ocupación ha sido del cien por ciento gracias a 86 personas y una media de 64 de días de estancia por usuario. De ellos, 78 eran hombres y más del 56 por ciento, españoles.

En cuanto a las 30 plazas del Centro de Día de la Casa de Campo, atendieron a 123 personas con una media diaria de 22 (75 por ciento de ocupación). De ellos, el 61 por ciento eran varones y el 74 por ciento, españoles.

Por su parte, al programa de acceso al empleo de jóvenes se dirigieron trece personas con una edad media de 19 años. Siete fueron integrados en programas de inserción laboral y tres permanecen aún en recursos normalizados como pensiones o pisos.

RED ESTABLE

En cuanto a los albergues de la red estable del Ayuntamiento, en los centros del Samur Social, los tres de Baja Exigencia y los de Acogida de San Isidro, Juan Luis Vives y Puerta Abierta, con 30 plazas cada uno, se registró una media de 27 personas diarias, más del 81 por ciento hombres, lo que arroja un nivel de ocupación del 96 por ciento y 10.537 estancias contabilizadas.

Además, algunas instituciones privadas también apoyan la labor municipal en este asunto. Así, el Centro de Acogida San Isidro (266 plazas) atendió a 270 personas por noche, mientras que en los de San Juan de Dios (140 plazas) y San Martín de Porres (62 plazas) se llegó a medias de 139 y 59 personas por noche, respectivamente. El CEDIA de Cáritas (40 plazas), por último, atendió a una media de 46 individuos cada noche.

RECUENTO DE 'SIN TECHO'

Por otra parte, Dancausa presentó también hoy los resultados del tercer recuento nocturno de las personas sin techo que viven en las calles de la capital, realizado el 3 de marzo por 657 voluntarios. Según este informe, 535 indigentes pernoctan habitualmente en las vías de Madrid, lo que sumado a los 1.350 usuarios de los albergues esa noche arroja un total de 1.885 'sin techo' en Madrid.

Estas cifras muestran un cierto descenso en relación con recuentos anteriores, ya que en febrero de 2008 se contabilizaron 651 personas durmiendo en la calle y en junio del año pasado eran 621 los individuos en esta situación. Según Dancausa, esto se debe a que "el Ayuntamiento ha aumentado los recursos de pernoctación, por lo que menos gente duerme en la calle".

El perfil del indigente de la capital es de varón (75,8 por ciento), solitario (76,3 por ciento), extranjero (59,2 por ciento) y sin trabajo. La gran mayoría (41 por ciento, +20 por ciento respecto a 2008) duerme en el distrito Centro, especialmente en las calles de la almendra central. Le siguen los distritos de Arganzuela (12 por ciento) y Chamberí (8 por ciento).

Cuando se realizó el recuento, el 58 por ciento de los indigentes contabilizados estaban despiertos y accedieron a responder a las preguntas de los voluntarios. Así, se pudo saber que el 59 por ciento (+6 por ciento) eran extranjeros y que la media de edad ha subido en los últimos doce meses casi tres años, pasando de 41 a 43. La franja mayoritaria es la de los 40 a los 49 (38 por ciento) y la de los 30 a los 39 (26 por ciento).

Asimismo, cerca del 23 por ciento de los entrevistados afirma usar comedores de la red social, más del 19 por ciento acude a los baños públicos y el 16 por ciento pernocta en los albergues. Sin embargo, cerca del 12 por ciento reconoce que utiliza ningún recurso social.

Dancausa agradeció el apoyo prestado por los 657 voluntarios (200 más que en el último recuento) que apoyaron esta iniciativa. La media de edad ronda los 29 por ciento y el 64 por ciento eran mujeres. Además, el 41 por ciento de estas personas son trabajadores, y el 33 por ciento, estudiantes. El día que realizaron el recuento pasaron por todos los distritos, centrándose fundamentalmente en lugares como las estaciones de tren, el aeropuerto, el Metro y los hospitales.

CRÍTICAS AL GOBIERNO

Durante la presentación de este balance, la delegada de Familia y Servicios Sociales criticó al Ejecutivo de José Luis Rodríguez Zapatero considerando un "despropósito" que "el Gobierno haya bajado su presupuesto para políticas sociales". En concreto, mencionó el "recorte del Fondo de Inmigración" que "merma" las posibilidades de los ayuntamientos, que son quienes atienden mayoritariamente este tipo de demandas "generadas por la situación económica y por la falta de respuesta del Gobierno".

"Cuando muchas personas dejan de cobrar el paro, acuden al Ayuntamiento, que hace frente a esta demanda y por eso no es el momento de recortar la política social, especialmente para los inmigrantes, muchos de los cuales no tienen apoyo familiar.

De hecho, la concejala apuntó que se han duplicado las comidas en los comedores sociales (de 544 en 2007 a 1.127 en 2008), han aumentado un 107 por ciento las peticiones de Renta Mínima de Inserción (de 578 a 1.198), han crecido un 186,7 por ciento las peticiones de cobertura de necesidades básicas por emergencia social (de 188 a 539), así como en un 67 por ciento el pago de la vivienda habitual (de 32 a 67).

En cuanto a las demandas de empleo, se ha pasado de 206 solicitudes a 655 (+218 por ciento) y las de vivienda han crecido un 99,5 por ciento (de 228 a 455). "La crisis ya está teniendo un fuerte impacto y los próximos meses serán complicados", concluyó Dancausa.