La segunda convocatoria del Plan Memta beneficiará a más de 70.00 desempleados

Las medidas extraordinarias de la Junta para la mejora de la empleabilidad generaron en su primer año 4.830 contratos

SEVILLA, 5 (EUROPA PRESS)

El Plan Extraordinario de Medidas para la Mejora de la Empleabilidad del Mercado de Trabajo de Andalucía (Memta) beneficiará a más de 70.000 personas hasta final de año, con una inversión prevista de 55 millones de euros.

El consejero de Empleo, Antonio Fernández, informó hoy al Consejo de Gobierno de la segunda convocatoria de estas medidas, que fueron aprobadas el pasado año con una dotación total de 102,2 millones de euros y una previsión de 131.000 posibles beneficiarios entre 2008 y 2009. El titular de Empleo ha informado asimismo del balance de la primera convocatoria, que generó 4.830 contratos y benefició a 51.277 personas, con una inversión de 47,2 millones de euros.

El plan se dirige especialmente a facilitar la transición de trabajadores afectados por la crisis económica hacia los sectores emergentes de mayor potencial de creación de empleo. Las personas que se acogen a estas medidas formalizan su participación en el plan a través de la denominada Carta de Compromiso, que les garantiza el derecho a acceder a las distintas iniciativas del Servicio Andaluz de Empleo (SAE) y, al mismo tiempo, les compromete a mantener una actitud activa en la búsqueda del empleo, tanto preparándose para entrar en sectores emergentes como reciclándose para continuar en actividades con alta demanda dentro del sector de procedencia.

A partir de la firma de la carta, 15.051 personas participaron durante el primer año en acciones específicas de búsqueda de empleo, fundamentalmente a través de itinerarios personalizados de inserción, grupos de búsqueda intensiva y ayudas de hasta 350 euros para aquellas personas que sin subsidio de desempleo o cuyos ingresos son inferiores al Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples (IPREM).

El plan incluye otro conjunto de medidas de adquisición de experiencia laboral a través de contrataciones para proyectos y servicios de interés general y social por parte de corporaciones locales y entidades sin ánimo de lucro. Estas iniciativas beneficiaron a 15.501 demandantes de empleo y generaron 4.830 contratos directos en 652 proyectos (más de la mitad de los previstos para todo el bienio). La retribución de las personas contratadas oscila entre los 900 y los 1.800 euros mensuales, en función de la categoría profesional.

En materia de formación, 1.811 desempleados recibieron cursos-pasarela para adaptar su cualificación a las necesidades de los sectores emergentes. Con una duración media de 300 horas de formación, las especialidades predominantes son informática, seguridad, ayuda a domicilio y formador ocupacional, entre otras.

Finalmente, el SAE desarrolló acciones de intermediación para incrementar la oferta de empleo disponible, que beneficiaron a 15.501 personas. Un equipo de 413 profesionales trabajan específicamente en reubicar a los demandantes de empleo en puestos asociados a sus perfiles en sectores con necesidad de mano de obra.