Antitaurinos afirman que el Ayuntamiento de Peñaflor (Valladolid) recibió una sanción por malos tratos a una vaquilla

VALLADOLID, 14 (EUROPA PRESS)

El Partido Antitarurino Contra el Maltrato Animal (Pacma) aseguró hoy que el Ayuntamiento de Peñaflor de Hornija (Valladolid) recibió una sanción "grave" por los malos tratos inflingidos por el público a una vaquilla en las fiestas de 2007.

Según informaron fuentes de la agrupación en un comunicado recogido por Europa Press, la resolución, notificada el pasado 10 de marzo, sanciona como infracciones graves los hechos producidos el 16 de septiembre de 2007, cuando una vaquilla quedó atrapada entre los herrajes de una valla que había sido colocada sin autorización.

Siempre según el Pacma, la resolución considera probado que "los vecinos de la localidad colocaron carros y remolques de tractor, vallas de una obra colindante, cuerdas, cables y alambres varios en torno al ruedo y sin seguridad".

El festejo taurino fue grabado, según señalaron, por la delegada del Pacma en Castilla y León, María Jesús Bocos, quien adjuntó el DVD con la denuncia presentada. Los hechos, incidieron, fueron admitidos por la Junta, que incoó el correspondiente expediente sancionador contra el Ayuntamiento de Peñaflor de Hornija.

En el comunicado, señalaron que las imágenes muestran cómo la res quedó atrapada entre los herrajes de una valla y "cómo entre los gritos del público, entre los que había muchos niños, y los mugidos de dolor del animal, los asistentes tiraban del rabo y de los cuernos del animal para soltarlo, lo que provocó más estrés y padecimiento".

En este sentido, la asociación recalcó que considera "terrible" que en España se mantengan tradiciones "arcaicas" y "basadas en el divertimento de la población a costa del sufrimiento de los animales".