La socióloga María Ángeles Durán califica de "héroes cívicos" a quienes salen en defensa de mujeres maltratadas

MURCIA, 12 (EUROPA PRESS)

La catedrática de Sociología, profesora investigadora del CSIC y Premio Nacional de Investigación, María Ángeles Durán Heras, calificó hoy de "héroes cívicos" a las personas que, como el profesor Neira o el motorista de Irún, saliendo en defensa de mujeres que estaban siendo maltratadas, aún a riesgo de ser también agredidos.

Para Durán, estos casos "han tenido un efecto doble, uno muy positivo, que es que la sociedad ha sido consciente de que no podemos ir con el puro individualismo, pero también en algunos casos ha podido causar amedrantamiento en personas que han podido pensar que, si actuaban igual, les podía suceder lo mismo que a ellos".

"Es muy delicado ese equilibrio", advirtió Durán, quien se preguntó "hasta qué punto la conversión a héroe, sobre todo cuando ese héroe sufre un daño físico, puede hacer desistir a otras personas de ayudar a una víctima de maltrato". De hecho, explicó que algunos países "tienen como regla dar mucha publicidad a estos asuntos, mientras que en otros no se habla de ello nunca".

No obstante, Durán opinó que "hay que hacer una campaña que anime, pero no sólo para los casos de violencia, sino para cualquiera", desde la base de que "lo que le pasa al otro, me pasa a mi". Y es que, para esta experta, la violencia "es una lacra social de la que todos tenemos que sentirnos responsables", y dentro de la que no hay que olvidar las agresiones que sufren niños y mayores.

Sin embargo, consideró que en España "antes había mucha más violencia que ahora". "Lo que es nuevo es que sale del ámbito privado y adquiere notoriedad pública y censura social", añadió Durán, quien explicó que "en conjunto, ahora la violencia es menor, lo que es mayor es la confesión pública de esa violencia".

Igualmente, llamó la atención sobre el hecho de que "gran parte de las mujeres maltratadas son extranjeras, provienen de culturas que son aún más violentas que la española, y en la medida en la que España se hace multicultural, es una realidad", al tiempo que señaló que "la conquista de la libertad casi siempre entraña un precio, un sufrimiento de violencia".

Así, comentó que "muchísimas de las mujeres que han sufrido la violencia fue por ejercer su derecho a ser libre y a terminar una situación familiar, de matrimonio o de unión afectiva, que la pareja no ha consentido".

Durán realizó estas declaraciones en una rueda de prensa previa a su conferencia 'El tiempo expropiado: una lectura inusual de la Constitución Española', celebrada en la Facultad de Derecho de la Universidad de Murcia, dentro de las Jornadas sobre Discriminación por Razón de Sexo, organizada por la UMU y la Real Academia de Legislación y Jurisprudencia de Murcia.