Una manifestación pide mañana justicia para el joven asesinado en noviembre en barrio del Pilar tras recibir 29 puñaladas

MADRID, 22 (EUROPA PRESS)

Una manifestación recorrerá mañana el centro de Madrid para solicitar justicia para Juan José Sopuertas, el joven asesinado en noviembre en el barrio del Pilar, que murió tras recibir 29 puñaladas, y a favor del endurecimiento y cumplimiento íntegro de las penas.

Además, los familiares y amigos de la víctima critican la decisión del juez que lleva el caso de decretar la salida de la cárcel a la espera de juicio de su supuesto asesino confeso, tras tres meses en prisión y tras el pago de una fianza de 20.000 euros, al considerar que no existe riesgo de fuga y no contar con antecedentes penales.

Los convocantes de la marcha recogen firmas en su página web para solicitar al Gobierno y a los partidos políticos que promuevan "de forma urgente" una iniciativa legislativa para la reforma del Código Penal por el endurecimiento y cumplimento íntegro de las penas para los culpables de asesinato, homicidio, violación y pederastas, así como para sus cómplices. Asimismo, piden un referéndum constitucional por la legalización de la cadena perpetua para asesinos y pederastas.

Según explicaron, el presunto homicida, P.M.N.P, declaró haber asestado 29 puñaladas a Juanjo, seis afectando a la cabeza y cuello, seccionándole parcialmente la yugular; doce entre el pecho y la espalda, afectando a corazón y pulmón; siete entre brazo y antebrazo; y cuatro en una mano con los dedos seccionados de coger el filo del cuchillo intentando defenderse.

Los allegados a la víctima consideran que se trata de un asesinato con ensañamiento y el acusado "debe volver a la cárcel por se un peligro social, ya que sí creemos que existe riesgo de fuga y que si permanece en la cárcel se acelerará la celebración del juicio".

LOS HECHOS

El suceso tuvo lugar el pasado 27 de noviembre a las 9.15 horas en en el número 5 de la madrileña Plaza de Verín, en el barrio del Pilar. La Policía encontró a la víctima en la cocina del domicilio, a otro hombre herido por arma blanca en el descansillo de la escalera y a otra persona, el presunto autor de los hechos, con un golpe en la cabeza y mordeduras en las manos, fruto de la violenta pelea.

En el interior del domicilio vivían el supuesto asesino, su pareja sentimental, de nacionalidad ecuatoriana, y una tercera persona. En cambio, la víctima vivía en Carabanchel.

Según el testimonio de vecinos del edificio donde transcurrieron los hechos, el supuesto asesino acudió al lugar y apuñaló a Juanjo "por celos" durante una pelea entre el novio del homicida y la víctima. Su agresor alegó que le clavó 29 puñaladas en defensa propia.

La manifestación comenzará mañana a las 18 horas en la madrileña calle Arenal y continuará por las calles de Ópera, Carlos III y la Plaza de Oriente, finalizando junto al Palacio de Oriente.