La esperanza de vida para los valencianos llega hasta 82,3 años tras aumentar 3,8 en hombres y 2,6 en mujeres desde 2000


VALÈNCIA|
La esperanza de vida para los valencianos llega hasta 82,3 años tras aumentar 3,8 en hombres y 2,6 en mujeres desde 2000

La esperanza de vida para los valencianos llega hasta 82,3 años tras aumentar 3,8 en hombres y 2,6 en mujeres desde 2000 VALÈNCIA | EUROPA PRESS

La esperanza de vida al nacer en la Comunitat Valenciana ha aumentado en 3,8 años en hombres y en 2,6 años en mujeres durante los años 2000 y 2015. De esta forma, la media alcanza los 82,3 años entre los residentes en la región, según datos del Observatorio Valenciano de Salud de la Conselleria de Sanidad Universal y Salud Pública.

Por sexos, la esperanza de vida al nacer en hombres en el año 2000 era de 75,7 años y en 2015 aumentó hasta 79,5 años, mientras las mujeres en 2000 tenían una esperanza de vida al nacer de 82,5 años y en 2015 creció hasta 85,1 años.

El estudio refleja que la esperanza de vida al nacer en la Comunitat se encuentra "entre las más altas de Europa". Para ambos sexos, a nivel nacional se sitúa en 83,3 años, en la Comunitat Valenciana en 82,3 años y en Europa en 82,1 años, detalla la Generalitat en un comunicado.

Las comarcas de la Comunitat Valenciana con mayor esperanza de vida al nacer son, en hombres, la Marina Alta (80,91 años), el Bajo Segura (80,71 años) y el Camp de Túria (80,55 años). En mujeres, el Camp de Túria (85,7 años) el Alto Palancia (85,51 años) y el Bajo Segura (85,44 años).

En cuanto a las capitales con mayor esperanza de vida al nacer son, para los hombres: Elche (76,98 años), Alicante (76,46 años), Castellón (76,09 años) y València (75,66 años). Y para las mujeres, Alicante (83,04 años), Elche (82,73 años), Castellón (82,72 años) y València (82,46 años).

ESPERANZA DE VIDA A LOS 65 AÑOS

Respecto a la esperanza de vida a los 65 años y para ambos sexos, en España se sitúa en 21,5 años, en el conjunto de Europa en 20,7 años y en la Comunitat en 20,5 años.

En concreto, la esperanza de vida en la edad de jubilación en 2000, entre los hombres, se situaba para los valencianos en 16,6 años, que ha pasado a 18,5 años 15 años después. Para las mujeres, hace 17 años se situaba en 20,4 años y en el último ejercicio analizado creció hasta los 22,4 años, con lo que ha aumentado dos años.

Las comarcas con mayor esperanza de vida a los 65 años en la Comunitat son, en hombres: la Marina Alta (19,7 años), el Bajo Segura (19,59 años) y el Alto Palancia (19,3 años). En las mujeres, el Camp de Túria (22,76 años), el Bajo Segura (22,71 años) y el Alto Palancia (22,64 años).

EL MAYOR AVANCE DESDE LOS AÑOS 60

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), en estos 15 años, la esperanza de vida media en el mundo ha aumentado cinco años, el mayor avance desde la década de los sesenta. Así, la media mundial en 2015 fue de 71,4 años y solo 29 países superaron los 80 años de media.

España se encuentra entre las 12 naciones que superaron los 82 años, junto con Japón (83,7), Suiza (83,4), Singapur (83,1), Australia (82,8), Italia (82,7), Islandia (82,7), Israel (82,5), Francia (82,4), Suecia (82,4), Corea del Sur (82,3) y Canadá (82,2).

En regiones como África la esperanza de vida entre 2000 y 2015 se ha incrementado en 9,4 años. Aun así, los 22 países menos longevos del mundo --aquellos que no alcanzan los 60 años de media-- se encuentran en el África subsahariana.

REFLEJO DEL NIVEL DE DESARROLLO DE UN PAÍS

La esperanza de vida es el indicador más utilizado para realizar comparaciones sobre la incidencia de la mortalidad en distintas poblaciones y, atendiendo a ello, sobre las condiciones de salud y nivel de desarrollo de una población.

En los países occidentales, la esperanza de vida ha experimentado avances notables durante el último siglo, algo que se ha conseguido con disminuciones en la probabilidad de morir debido a la mejora en los niveles de condiciones materiales de vida y en la educación, así como al acceso de la población a los servicios sanitarios, los avances médicos y tecnológicos, la reducción en las tasas de mortalidad infantil y los cambios en los hábitos nutricionales y estilos de vida.

A lo largo de las últimas décadas, ha aumentado significativamente la esperanza de vida al nacimiento en mujeres y hombres. Además, en los últimos años, ha bajado la diferencia entre ambos sexos en años de esperanza de vida al nacer y a los 65 años.

El estudio pone de manifiesto que el aspecto clave en la evolución de las últimas décadas ha sido la mejora de las expectativas de vida en las personas de edad madura y avanzada.

La reducción sostenida de la tasa de mortalidad en estas edades ha permitido que aumente el número de estas personas en el conjunto de la población, aunque es bastante superior el número de mujeres que alcanzan una edad avanzada, destaca el Observatorio.