VIOLENCIA GÉNERO. LA FUNDACIÓN CERMI MUJERES RECLAMA MÁS RECURSOS PARA MEJORAR LA APLICACIÓN DE LAS LEYES

VALLADOLID|
La Fundación Cermi Mujeres (FCM) aseguró este miércoles que “en España tenemos leyes muy avanzadas” en materia de lucha contra la violencia de género “pero hacen falta recursos para aplicarlas”, por lo que reclamó que se incremente la inversión en este ámbito.Así lo manifestó la coordinadora de la FCM, Isabel Caballero, durante su participación en una mesa de mujer y discapacidad, moderada por Concha Díaz, presidenta de la Confederación Estatal de Personas Sordas (CNSE), enmarcada en el congreso internacional que se celebra en Valladolid con motivo del décimo aniversario de la Convención de Naciones Unidas de los Derechos de las Personas con Discapacidad.Caballero explicó que son necesarios más recursos para conseguir, por ejemplo, que todos los instrumentos a los que puede recurrir una víctima con discapacidad sean accesibles. En este sentido, recordó que según la última macroencuesta sobre violencia de género que abordaba la situación de las mujeres con discapacidad, esta parte de la población “está en situación de mayor vulnerabilidad, no porque por sí mismas lo sean, sino por el entorno”.Del mismo modo, reclamó un pacto de Estado contra todas las formas de violencia machista que incluya a las mujeres con discapacidad, tal y como la FCM ya pidió en su manifiesto del Día internacional para la Eliminación de la Violencia contra la Mujer.En este sentido, Mónica Pérez, coordinadora de Servicios de la Dirección General de la Mujer de Castilla y León, puso en valor las actuaciones que desde el Gobierno regional se están llevando a cabo junto a las organizaciones del ámbito de la discapacidad y de la mujer para mejorar la atención que se brinda a las víctimas de violencia machista con discapacidad en la comunidad autónoma, así como para impulsar actividades de prevención.Por otra parte, Ana Valés Hidalgo, sexóloga y profesora en la Corporación Universitaria del Caribe Cecar, lamentó la “falta de documentos internacionales que ahonden en los derechos sexuales y reproductivos de las mujeres con discapacidad”, y criticó que “todavía mucha gente tenga una imagen de la sexualidad muy simplista, reducida al coito”.Por ello, pidió que se deje de ver como “asexuales” a las mujeres con discapacidad, “y esto debe hacerse desde una mirada feminista, porque vivimos en una sociedad patriarcal”. Además, resaltó que, en su opinión, es necesario reforzar el trabajo común entre las entidades de la discapacidad y del movimiento feminista y de gais, lesbianas, bisexuales y transexuales.