El Gobierno regional destina 636.303,32 euros a COCEMFE para actuaciones de atención a la dependencia

TOLEDO, 23 (EUROPA PRESS)

El consejero de Salud y Bienestar Social, Fernando Lamata y Marcelino Escobar, presidente de la Confederación Coordinadora de Minusválidos Físicos de España, COCEMFE Castilla-La Mancha, suscribieron hoy en Toledo un convenio de colaboración por importe de 636.303,32 euros para financiar diversas actuaciones destinadas a proporcionar rehabilitación funcional a domicilio o en un entorno cercano, potenciar el asociacionismo de defensa y autoayuda de las personas con discapacidad física y sus familias y a un programa de alojamiento y convivencia en dos viviendas tuteladas de Toledo.

Este convenio, responde al compromiso del presidente regional, José María Barreda, de garantizar la mejor atención posible a las personas en situación de dependencia acercando los servicios públicos esenciales al entorno de los ciudadanos que más lo necesitan con el objetivo de que estas personas y sus familias puedan mantener una calidad de vida digna y lo más autónoma posible, informó la Junta en nota de prensa.

Lamata puso en valor la importancia de la colaboración del Gobierno regional con Cocemfe Castilla-La Mancha, organización que aglutina a cinco federaciones provinciales y 58 asociaciones de discapacitados físicos que contabilizan un total de 20.000 asociados, y que desde 2002 ha supuesto una inversión global de 4.138.767 euros.

También resaltó el incremento presupuestario que año tras año se ha ido consolidando para mejorar las condiciones de vida del colectivo de personas con discapacidad y sus familias, objetivo prioritario del Ejecutivo castellano-manchego, y que este año asciende a más de 122 millones de euros.

7 POR CIENTO DE INCREMENTO

Así al convenio rubricado hoy, que supone un incremento del 7% respecto al del año anterior, se suma a otras actuaciones que la Consejería de Salud y Bienestar Social financia a Cocemfe como es el programa integral de rehabilitación y atención psicológica a discapacitados crónicos de Castilla-La Mancha, PRICAM, que lleva en vigor cinco años en los que se ha atendido a 1.000 personas en su entorno comunitario, principalmente localidades pequeñas y alejadas de las grandes poblaciones, a un ritmo de unos 250 por año.

Este servicio itinerante y gratuito que se ajusta a las demandas y necesidades que han surgido con la Ley de de Promoción de la Autonomía Personal y Atención a las Personas en situación de Dependencia, tiene como beneficiarios a personas con un perfil heterogéneo que abarca desde las que presentan algún tipo de enfermedad crónica o de evolución progresiva que no tenga acceso a servicios de rehabilitación, personas de mediana edad que sufren un accidente y quedan afectados de discapacidad física, jóvenes de entre 16 y 25 años con discapacidad física cronificada o de evolución degenerativa y mujeres de mediana edad con discapacidad física sobrevenida.

Las zonas de intervención de este programa para 2009, que afectan al ámbito rural y en las que participan 5 equipos profesionales que incluyen psicólogo, fisioterapeuta, conductor y dos administrativos, son: Álcázar de San Juan y comarca, y Valle de Alcudia y Sierra Madrona en la provincia de Ciudad Real: Alcaraz y comarca, en Albacete; Comarca de la Alcarria en Guadalajara, y Comarca de la Jara en la provincia de Toledo.

La financiación de las actuaciones recogidas en el convenio suscrito hoy sumadas a la subvención prevista este año para el PRICAM dan como resultado una inversión global cercana a los 2 millones de euros que el Gobierno de José María Barreda destina a actuaciones gestionadas por Cocemfe Castilla-La Mancha, cumpliendo así el objetivo de garantizar "con hechos y con presupuesto la atención a las personas y colectivos que más lo necesitan, como es el caso de las personas con discapacidad, a pesar de la actual situación de crisis económica".

Asimismo, la Consejería de Salud y Bienestar Social financiará a lo largo de 2009 otras actuaciones de carácter regional con las federaciones provinciales de Cocemfe en Albacete, Ciudad Real y Toledo por un importe superior a los 750.000 euros donde destacan la financiación de la Residencia Vicente Aranda de Daimiel, el Centro de Dia de Albacete, una vivienda tutelada en Toledo, y la apertura durante el último trimestre de este año del nuevo Centro Residencial para Grandes Discapacidades Físicas en Albacete. En este último centro que será referencial por la calidad de sus prestaciones en todo el país, la Consejería de Salud y Bienestar Social va a conveniar este año 10 plazas residenciales.