El Servicio de Intérpretes de Lengua de Signos atendió a 284 usuarios en 2008, casi un 50% más que el año de su creación

PALMA DE MALLORCA, 12 (EUROPA PRESS)

El Servicio de Intérpretes de Lengua de Signos atendió durante el pasado año a un total de 284 usuarios, quienes solicitaron en su mayor parte ayuda en los trámites médicos, cifra que supone cerca de un 50 por ciento mas de personas atendidas desde que el servicio se creó en el 2005.

En un comunicado, el Consell de Mallorca señaló que este servicio está formado por dos personas que se encargan de acompañar a los ciudadanos con discapacidades auditivas para que se comuniquen sin dificultades en los trámites administrativos, médicos o judiciales, entre otros. De esta manera, se garantiza el derecho de las personas sordas a comunicarse en su lengua en cualquier ámbito y se fomenta la igualdad de oportunidades.

De esta forma, se han solicitado sus servicios en el ámbito médico en 232 actuaciones. No obstante, también han realizado un gran número de gestiones con las administraciones públicas y servicios bancarios, sindicales, de información, reuniones escolares o servicios familiares.

PERFIL DE LOS USUARIOS

En un 56 por ciento de los casos los usuarios son mujeres y un 44 por ciento corresponde a hombres. Además, la mayoría viven en Palma (85 por ciento), aunque destacan las actuaciones llevadas a cabo en otros municipios como Inca y Sa Pobla, con un 2,05 y un 1,95 por ciento, respectivamente.

Este servicio, que se presta a través del Instituto Mallorquín de Servicios Sociales (IMAS), tiene entre sus principales objetivos eliminar las barreras de comunicación en las que se encuentran estas personas en las actividades cotidianas, hacer accesible la información en igualdad de oportunidades mediante la lengua de signos y conseguir la integración del colectivo en la sociedad, favoreciendo la autonomía personal.