El CGPJ estudia hoy un informe crítico con la reforma del Código Penal

  • Madrid, 18 feb (EFE).- La Comisión de Estudios del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) analizará hoy un informe que en términos generales avala el anteproyecto de reforma del Código Penal aprobado por el Gobierno, con el consenso del PP, pero realiza varias sugerencias y críticas desde el punto de vista técnico.

El CGPJ estudia hoy un informe crítico con la reforma del Código Penal

El CGPJ estudia hoy un informe crítico con la reforma del Código Penal

Madrid, 18 feb (EFE).- La Comisión de Estudios del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) analizará hoy un informe que en términos generales avala el anteproyecto de reforma del Código Penal aprobado por el Gobierno, con el consenso del PP, pero realiza varias sugerencias y críticas desde el punto de vista técnico.

La reforma del Código Penal endurece las penas para los delincuentes sexuales -especialmente para los pederastas- e incluye medidas como la libertad vigilada de hasta 20 años para violadores, pederastas y terroristas reincidentes o la no prescripción de los delitos de terrorismo más graves como los asesinatos.

Según fuentes del órgano de gobierno de los jueces, el informe que estudiarán los vocales de la Comisión de Estudios del CGPJ es un "borrador" elaborado por la vocal Margarita Uría -nombrada a propuesta del PNV- y en la reunión de mañana se cerrará el texto definitivo que será analizado por el pleno a finales de este mes.

Las críticas que contiene el informe son "constructivas", según las fuentes consultadas, que añadieron que aunque en el informe la ponente no está a favor de que no prescriban los delitos de terrorismo este asunto será debatido mañana puesto que otros vocales sí se muestran favorables.

En relación a la libertad vigilada el CGPJ considera que este asunto tiene que ser legislado de manera correcta para que no entre en colisión con otras normas.

El Gobierno aprobó el pasado 14 de noviembre este anteproyecto de reforma del Código Penal.

Entre las medidas de libertad vigilada que contemplará el anteproyecto de ley figuran las comparecencias judiciales periódicas, pulseras electrónicas de seguimiento del condenado, programas formativos de reinserción e incluso la castración química, en el caso de delincuentes sexuales y siempre y cuando lo acepte el penado.