Jenifer Aniston dejó a su novio por culpa de Internet

LOS ANGELES, 24 (EUROPA PRESS) No tenía tiempo de contestar a los e-mails de su novia pero sí para tener actualizada al minuto su página de 'Twitter'. Internet tuvo la culpa de que la relación entre Jenifer Aniston y John Mayer fracasara. La red dejó al descubierto las mentiras y la falta de atención que el cantante dispensaba a la actriz. La pareja rompió su relación hace tan solo una semana, tras su última aparición pública en la alfombra roja de los Oscar donde posaron totalmente acaramelados. Al parecer fue la desidia de Mayer la que llevó a la que fuera estrella de 'Friends' a poner punto final a su romance. Una desidia que quedó retratada gracias al ciberespacio. Y es que el cantante no contestó a las llamadas ni a los e-mails de su novia alegando que no había tenido tiempo dada su apretada agenda. Hasta ahí todo normal, se trata de una estrella del pop con una agenda muy apretada. El problema, según informa la revista 'Star', vino cuando Aniston comprobó que en aquellos días en los que su novio le decía que estaba sin un minuto libre, sí pudo sacar tiempo para 'twittear' a diestro y siniestro. UN CORAZÓN SIN INSTRUCCIONES "Actualizaba su página en la red social con alguna chorrada cada pocas horas, incluso minutos", afirma la publicación estadounidense que también asegura, citando una fuente anónima, que Aniston, indignada, llamó a Mayer para pedirle explicaciones y que éste en ningún momento fue capaz de negar su obsesión por Twitter. De hecho, cuando Aniston le comunicó vía telefónica que su relación estaba muerta y había tocado a su fin, el cantante se limitó a despacharla con un escueto "ok" y un tímido lamento porque las cosas no habían salido como esperaba. Además, poco después de recibir la última de Aniston, Mayer, con auténtico espíritu de 'twitter' actualizó su página con una nueva frase lapidaria: "Este corazón no venía con instrucciones".