El consejero valenciano de Inmigración sitúa la ocupación media de los centros de acogida en menos del 50%

VALENCIA, 22 (EUROPA PRESS)

El conseller de Inmigración y Ciudadanía, Rafael Blasco, señaló hoy que "por primera vez, la ocupación media de los centros de acogida de inmigrantes no alcanza el 50 por ciento", según informaron en un comunicado fuentes de la Generalitat. A este respecto, apuntaron que "se debe a la buena gestión del Consell, que ha ampliado las plazas a 636, manteniendo el perfecto funcionamiento de la red de centros" de esta autonomía.

Esta estructura está compuesta por 35 entidades que engloban las 636 plazas, distribuidas en 16 pisos tutelados, siete hostales, ocho albergues y cuatro dependencias en los centros asociados, precisaron. Cerca del 70 por ciento de esta estructura está financiada por la Conselleria de Inmigración y Ciudadanía.

Rafael Blasco resaltó que "la voluntad" del Gobierno valenciano "de mejorar la calidad de vida ha permitido ampliar el número de centros de 26 a 35". El Consell cuenta con "recursos suficientes" para atender a los inmigrantes, apuntaron las mismas fuentes, que indicaron que así "se demuestra con los informes de ocupación".

En la mayoría de los centros, señalaron, la mitad de las plazas está disponible, salvo en algunos casos concretos en los que rozan el completo. Éste es el caso de Vega Baja Acoge, Misión Evangélica Urbana de Valencia, Cáritas Diocesana de Segorbe-Castellón, ISO Instituto Social Obrero, UPS (Unión Pobles Solidaris), Morvedre Acull o APIP (Promoción e Inserción Profesional).

Desde el Consell comentaron que "el goteo de traslados de inmigrantes irregulares desde las Islas Canarias no ha cesado" y destacaron que "hoy mismo llegan 20 a Alicante". A su vez, apuntaron que durante los últimos 22 días, han sido 48 personas las que han sido derivadas por el Gobierno central a la Comunitat.

Asimismo, afirmaron que desde 2005, esta autonomía "ha recibido más de 4.600 inmigrantes irregulares desplazados por parte del Gobierno desde Canarias, fundamentalmente", y explicaron que "a partir de 2006" ha sido "cuando tiene lugar el principal incremento de traslados". Agregaron que el Consell "tiene que atender a alrededor de 2.400 y en 2007 a más de 1.100".

ASISTENCIA DIGNA

Desde la Conselleria de Inmigración y Ciudadanía resaltaron que "en todo momento, el Gobierno valenciano ha asegurado a las personas trasladadas una asistencia digna, cumpliendo con las labores humanitarias y garantizando la cobertura de sus necesidades básicas".

Rafael Blasco consideró que "se está jugando con el bienestar de las personas inmigrantes, que están sufriendo especialmente las consecuencias de la crisis económica". Indicó que las comunidades autónomas "son las tienen transferidas las competencias sanitarias, educativas y de acogida", por lo que estimó "vital que, al menos, se mantengan y, sobre todo, se atiendan las necesidades de aquellas regiones con más inmigración".