El PPCV asegura que "el gran problema tras la marcha de Blanco de Ferraz lo tienen España y la Comunitat Valenciana"

VALENCIA, 9 (EUROPA PRESS)

El vicesecretario de Organización del Partido Popular de la Comunitat Valenciana (PPCV), David Serra, aseguró hoy que "el gran problema tras la marcha de José Blanco de Ferraz para ocupar el ministerio de Fomento lo tiene España en general y la Comunitat en particular", al tiempo que estimó que la secretaria de Organización del PSOE, Leire Pajín, "no va a velar" por los "intereses" de la región

Serra se pronunció así en un comunicado sobre las declaraciones realizadas hoy por Pajín, quien dijo considerarse "la más perjudicada" por la marcha del vicesecretario general, José Blanco, al Gobierno, ya que ahora se quedará al frente de Ferraz, pero aseguró que hará todo lo posible para "mantener el listón" del ahora ministro de Fomento, con un "único objetivo": "salir a por todas" en las elecciones del próximo 7 de junio.

Señaló al respecto que, en su opinión, "supone un paso atrás el hecho de que Pajín se quede capitaneando Ferraz porque la Comunitat va a quedarse a la cola de sus quehaceres políticos", a lo que agregó que "es una lástima que esta señora sea valenciana, concretamente de Benidorm, y no defienda los intereses de la Comunitat a capa y espada".

Asimismo, David Serra aseveró que "tanto Blanco como Pajín tienen a la Comunitat Valenciana en el olvido y siempre han sido los máximos instigadores de las críticas hacia el gobierno valenciano y de las negativas rotundas a nuestras necesidades" y destacó que "no soportan que la Comunitat no comulgue con el régimen de Zapatero".

El dirigente popular aseguró que "Pajín ya se puede esforzar muy mucho en las próximas elecciones europeas, pero todos es sabido --recalcó-- el flagrante fracaso que va a obtener porque los ciudadanos tienen muy claro quien les apoya y quien les da la espalda y mira hacia otra parte como siempre hace el Gobierno de Zapatero".

Por último, destacó que "el Partido Popular tiene unas expectativas muy altas en las próximas elecciones europeas y por ello vamos a trabajar intensamente" y recalcó que "no ha de haber tan sólo un cambio de ministerios, sino que el pueblo demanda a gritos un cambio de Gobierno y lo vamos a ver reflejado en las urnas".