Ban celebra que EE.UU. envíe una delegación a los preparativos de la reunión de Durban II

  • Naciones Unidas, 17 feb (EFE).- El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, celebró hoy la decisión adoptada por Estados Unidos de enviar una delegación a las negociaciones de preparación del documento final de la próxima II Conferencia Mundial contra el Racismo, también conocida como Durban II.

Naciones Unidas, 17 feb (EFE).- El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, celebró hoy la decisión adoptada por Estados Unidos de enviar una delegación a las negociaciones de preparación del documento final de la próxima II Conferencia Mundial contra el Racismo, también conocida como Durban II.

"El secretario general insta a todos los países miembros a abordar de manera constructiva todos los asuntos pendientes en el documento final para asegurarse de que el resultado de la Conferencia es un éxito", dijo la portavoz de la ONU, Michele Montás.

Montás señaló que la lucha para eliminar la discriminación y la desigualdad requiere de la participación de todo el mundo y reiteró la condena del secretario general a todas las formas y las manifestaciones de racismo.

El departamento de Estado de EE.UU. comunicó el pasado sábado que Washington participará en la preparación de la Conferencia Mundial y que a partir de esa experiencia decidirá si se justifica su asistencia a la celebración de la misma el próximo abril en Ginebra.

La decisión adoptada por la administración del presidente Barack Obama supone un cambio de rumbo respecto a la posición de la Casa Blanca durante la presidencia de George W. Bush, que el año pasado dijo que no participaría en los preparativos de la conferencia, que es también llamada Durban II debido a que es un seguimiento a la realizada en 2001 en esta ciudad sudafricana.

En esa ocasión, Estados Unidos e Israel abandonaron la reunión por considerar que estaba dominada por un tono antisemita y antiisraelí.

En una señal de su oposición a Durban II, Washington votó en 2007 por primera vez en 20 años en contra del presupuesto bianual de la ONU por su oposición a que con esos fondos se financiase la Conferencia Mundial contra el Racismo.