Unos 300 inmigrantes podrían haber muerto en Libia

An undated video grab from Libyan televison footage shows rescued African migrants headed towards the port of Tripoli

An undated video grab from Libyan televison footage shows rescued African migrants headed towards the port of Tripoli

GINEBRA (Reuters) - Unos 300 inmigrantes africanos podrían haberse ahogado después de que las embarcaciones en las que viajaban naufragaran en aguas de Libia, según dijeron el martes diversos responsables.

Al menos 23 cuerpos de inmigrantes ahogados y un número similar de supervivientes fueron recuperados por guardacostas libios cerca de los restos de tres barcos desvencijados que partieron de la ciudad costera de Sidi Belal, cerca de Trípoli, según dijo el martes el principal diario libio, Oea, citando a responsables de seguridad.

Uno de los barcos transportaba a 365 personas a pesar de que en principio se suponía que llevaba a 75, según responsables libios. Era uno de los cuatro barcos que salió de Libia entre el sábado y el domingo, aparentemente con rumbo a Italia.

"Después de más de dos días de búsqueda, no hemos encontrado más cuerpos o supervivientes ni el barco", dijo un responsable libio.

Entre los desaparecidos había personas de Somalia, Nigeria, Eritrea, áreas kurdas de Siria, Argelia, Marruecos, los territorios palestinos y Túnez, según los responsables.

Un responsable de seguridad libio citó las palabras de un superviviente tunecino: "Estaba a bordo con otros 13 tunecinos entre 365 inmigrantes. Soy el único superviviente. Todos mis compañeros tunecinos se ahogaron".

Un cuarto barco abarrotado con más de 350 inmigrantes se rompió cerca de la plataforma petrolífera marítima de Buri, pero guardacostas libios remolcaron la embarcación al puerto de Trípoli y rescataron a todos los inmigrantes, entre los que había niños y mujeres.

TRES BARCOS HUNDIDOS

"Parece que hasta tres barcos se han hundido frente a costa de Libia. Estos barcos no tenían material salvavidas a bordo. Podrían haber desaparecido más de 300 personas en el mar", dijo a Reuters el portavoz de la Organización Internacional de las Migraciones, Jean- Philippe Chauzy.

La OIM redujo más tarde la cifra de desaparecidos a más de 200.

"No estaban a una distancia a nado de la orilla", dijo. La OIM no tenía conocimiento de ningún superviviente de ninguno de los tres barcos.

Las embarcaciones se hundieron cerca de plataformas petrolíferas frente a la costa de Libia, pero no estaba claro el momento exacto de los incidentes. Laurence Hart, responsable del programa de la OIM para inmigrantes en Trípoli, dijo que las autoridades libias habían confirmado una "tragedia".

Ha habido "salidas masivas" desde Libia durante las últimas 36 horas, dificultadas por tormentas de arena en la zona, según la OIM.

El Alto Comisionado para los Refugiados de la ONU, Antonio Guterres, dijo que el accidente marca el inicio de la "temporada de paso" en el Mediterráneo.

Guterres lo describió como "el último trágico ejemplo de un fenómeno global en el que gente desesperada trata de escapar de guerras, persecuciones y pobreza en busca de una vida mejor".

Este año al menos 60 africanos se han ahogado en el Golfo de Aden después de ser echados por la borda por los contrabandistas. En Asia, se teme que 550 musulmanes escapando de Myanmar hayan muerto después de ser supuestamente abandonados en el mar por fuerzas tailandesas.

El endurecimiento de las medidas contra la inmigración ilegal en el Atlántico oeste -donde africanos procedentes de países como Senegal habían zarpado rumbo a las islas Canarias durante los últimos años- ha llevado a los traficantes a utilizar Libia, cuyas fronteras "son todavía muy porosas", según la OIM, como punto de partida para Europa.

Hay unos 1-1,5 millones de africanos en situación irregular en Libia, donde acuden atraídos por la necesidad de mano de obra no cualificada, según la OIM. La mayoría procede de países del oeste del continente, como Mali, Burkina Faso, Ghana, Níger, Nigeria y Costa de Marfil, o del Cuerno de África, como Somalia y Etiopía.

"Un porcentaje desconocido de ellos continúan su viaje migratorio hacia Europa. Ahorran su dinero en Libia para pagar a redes de traficantes", explicó Chauzy.