La UGR reunifica a más de 200 niños víctimas tráfico de personas con sus familias mediante la identificación genética

GRANADA, 18 (EUROPA PRESS)

El Laboratorio de Identificación Genética de la Universidad de Granada (UGR) ha impulsado la reunificación de más de 200 niños, que se encontraban en casas de acogida o habían sido víctimas de adopciones ilegales, gracias a un programa pionero de identificación de ADN.

Esta tarea se ha efectuado mediante el programa DNA-Prokids, un proyecto internacional pensado para facilitar la lucha contra el tráfico de seres humanos mediante la identificación genética de las víctimas y sus familiares y que facilitará la creación de una base mundial de datos genéticos.

El director del Laboratorio de Identificación Genética de la Universidad de Granada (UGR), José Antonio Lorente, explicó hoy en rueda de prensa que el tráfico de seres humanos, especialmente de niños, es unos de los delitos "mas horrendos" de nuestro siglo que, además, cuenta con una gran impunidad internacional.

Se estima que cada año más de 800.000 personas son víctimas de este tipo de delito, que requiere de un trabajo coordinado entre las distintas instituciones internacionales para su prevención y erradicación.

De hecho, el secretario general de las Naciones Unidas, Ban Ki-Moon, afirmó recientemente que si desde hace años la eliminación del tráfico de armas, drogas y diamantes forma parte de los objetivos de esta organización "es el momento de añadir en la lista a los seres humanos".

El programa DNA-Prokids fue diseñado desde 2004 para identificar a las víctimas y devolverlas a su familias; dificultar el tráfico de personas, incluyendo las adopciones ilegales, y obtener información sobre los orígenes, rutas y medios de comisión del delito, lo que "resulta clave para el trabajo de las fuerzas policiales y judiciales".

Hasta la fecha no existe ninguna iniciativa concreta orientada a la identificación de menores desaparecidos mediante una colaboración internacional basada en la integración de la información en una misma base de datos.

Por ello, el DNA-Prokids pretende facilitar la creación de esta base de datos mundial mediante el uso de protocolos comunes de identificación genética de las víctimas, según comentó Lorente, quien indicó que ya se han mantenido contactos con países como Brasil, China, Colombia, Dubai, EEUU, España, Filipinas, Guatemala, India, México o Tailandia, entre otros.

El delegado de Justicia de la Junta en Granada, Baldomero Oliver, opinó que este programa "aúna la excelencia en la investigación forense a la lucha contra un problema de magnitud internacional mediante una herramienta útil para la justicia".

Por su parte, el rector de la Universidad de Granada (UGR), Francisco González Lodeiro, explicó que la iniciativa "encaja en el futuro Centro para la Excelencia en la Investigación Forense de Andalucía (Ceifa) que se inaugurará este semestre en el Parque Tecnológico de Ciencias de la Salud (PTS).

Con el objetivo de facilitar que este programa sea asumido por los sistemas policiales y judiciales de todo el mundo, la Universidad de Granada impulsará la celebración a finales de octubre del 'I Congreso Internacional DNA-Prokids: identificación genéticas contra el tráfico de menores', al que se convocará a ONG, organismos internacionales, responsables de fuerzas de seguridad y expertos judiciales.